Saric: “Yo pido por una entidad, ellos por intereses personales”

Insistió con que el Concejo debe mudarse al cuartel de Bomberos. Dijo que la elección del edificio de un boliche “es un verdadero negocio”. Y aseguró que se selló por la amistad de su dueño con dirigentes.
jueves, 10 de enero de 2013 · 00:00

La mudanza del Concejo Deliberante derivó en una dura polémica entre concejales del bloque oficialista que, en las últimas horas, cruzaron acusaciones de buscar favorecer negocios personales con el alquiler del futuro edificio.

Ayer, el concejal Miguel Saric salió a contestarse a su jefa de bancada, Liliana Alfaya, quien lo había acusado de enojarse “porque se le cayó el negocio” cuando el cuerpo desistió de mudarse al edificio que dejará el cuartel de Bomberos para optar por el del antiguo boliche Mediterráneo.

“Que me digan cuál es el negocio personal que se me cayó a mí. Yo pido por una entidad y ellos por intereses personales. En todo caso, mis amigos son los bomberos y los otros son privados”, le dijo Saric ayer a El Diario.

La contraparte a la que se refiere el edil es el médico y empresario inmobiliario Omar Mantovani, propietario del edificio donde funcionó la disco Mediterráneo.

“Seguramente Mantovani vio por los medios que el Concejo se iba a mudar y habló con (el presidente del Concejo, Marcelo) Castillo, del que es amigo, confidente y secretario cuando hace de intendente interino”, disparó Saric.

 

Cambio de planes

Según contó Saric, la idea de mudar el Concejo se viene barajando hace tiempo. Tanto, que se visitaron dos locales sobre la ruta 8 y uno en Panamericana.

Pero en las últimas semanas del 2012, a propuesta de Saric, se habrían iniciado diálogos con la Asociación de Bomberos para mudarse al edificio que actualmente ocupa el cuartel que también está a punto de mudarse.

El tema llegó a tratarse en la comisión de Obras Públicas del Concejo, que preside Saric, quien recordó que la mayoría estuvo de acuerdo en llevar la sede el deliberativo al edificio de Ituzaingó y Tucumán.

Pero finalmente, el edil se enteró de que se habían decidido por el edificio perteneciente a Mantovani, lo que motivó sus primeras quejas.

Ayer, Saric se mostró molesto por la reacción de Alfaya, quien lo acusó de defender un negocio.

“Hace 30 años que estoy en Bomberos, ahí todo se decide por asamblea, de manera transparente, que alguien diga qué negocio personal estoy defendiendo”, dijo. Y lanzó una sombra de sospecha sobre la concejal: “lo que pasa es que el que tiene malas mañas piensa que todos son iguales”, dijo.

“Ahora se va a poner el Concejo en un lugar sin estacionamiento, en un acceso a la ciudad. Esto sí que es un negocio –un negociado si lo querés poner así- y un negocio preferencial”, disparó.

 

Prórroga 

El Municipio informó que se prorrogó hasta el 18 de enero el vencimiento del pago anual de la tasa de Mantenimiento de la Vía Pública y Servicios Generales. Según se explicó, la medida responde a la gran cantidad de interesados.

Comentarios