Tránsito fuera de control: los vecinos reclaman soluciones

Dos calles concentran casi toda la circulación provocando embotellamientos. Escasean los inspectores de tránsito. Altas velocidades y escuelas desprotegidas completan un combo peligroso.
jueves, 30 de agosto de 2012 · 00:00

Mientras que en el centro de Pilar se implementa una nueva etapa del sistema de estacionamiento medido para descongestionar un problema que ha transitado por pasillos, reuniones y en la vía pública sin una solución efectiva, otras localidades enfrentan al inconveniente de la falta de accesos, de controles y de una planificación para sus principales calles. El centro de Presidente Derqui no es la excepción, y sus habitantes y quienes la transitan habitualmente manifestaron su preocupación.

Derqui ha dejado de ser esa localidad tranquila donde un puñado de comercios cubría la demanda de sus pobladores, cuyos hijos asistían a una pequeña cantidad de escuelas repartidas en algunos de sus barrios.

La historia lo ha alcanzado, todo ha crecido en cantidad y a una velocidad desmedida. Sin embargo, la concentración se dio en un reducido número de calles que convergen en tan sólo un paso a nivel.

La Avenida de Mayo es una de las calles más transitadas y donde se generan los mayores problemas de tránsito. De doble mano,  se trata de la arteria que nace en el cruce de las vías del ferrocarril San Martín, recorre el centro de la localidad, albergando a la mayoría de los comercios, y termina cuatro cuadras después, en la vieja estación Antonio Toro del ferrocarril Urquiza.

Pero es entre las 10 y las 13 y en la franja de 17 a 20 cuando los transeúntes, comerciantes y automovilistas encuentran la mayor dificultad al transitar.

“Hace un año que sólo se puede estacionar en una de las manos, pero así y todo sigue habiendo problemas con el tránsito”, expresó a El Diario, Gustavo Silva, empleado de un comercio ubicado sobre la Avenida de Mayo.

Junto con él, fueron varios los testimonios que señalaron también el problema de las altas velocidades que se registran en la avenida. “Siempre se producen choques y la solución no es la de estacionar en una sola mano”, fue el comentario de Mónica Rodríguez, también comerciante de un kiosco de la misma calle. La mujer además postuló que “la solución sería desviar el tránsito pesado o que entren a Derqui por otra calle”.

Como ella, fueron varios los que se refirieron a un paso a nivel como alternativa para descongestionar el tránsito de las principales calles del centro de la localidad. “No sabemos qué va a pasar con el paso a nivel de la calle O’Higgins”, mencionó el encargado de un kiosco ubicado a pocos metros del cruce de Eva Perón y Avenida de Mayo, sobre una alternativa antes propuesta y que nunca se concretó.

“Lo ideal sería que abran otro paso a nivel, porque es un despiole todo el día”, afirmó enfurecido Roque Mancini, un vecino de la calle Eva Perón que con el paso de los años, vio desvanecerse la tranquilidad que reinaba en la cuadra. “Antes pasaba un colectivo cada tanto, ahora pasan tres por minuto”, reprochó.

Eva Perón es la otra calle que genera dolores de cabeza. Paralela a las vías del ferrocarril, más deteriorada que la avenida central y también de doble sentido, es transitada por colectivos que unen la estación de trenes con Pilar y con José C. Paz. Aquí también circulan autos y motos a gran velocidad, como bien lo describió El Diario en su edición de ayer, cuando dio a conocer un episodio que vinculó a dos agentes de tránsito que fueron violentamente golpeados por un motociclista que circulaba por Eva Perón a alta velocidad.

 

Comentarios