En la puerta del Tortugas

Segundo día de protesta de extrabajadores de La Porteña

A los despedidos de la sucursal Pilar se sumaron los de San Isidro. Aseguran que seguirán con el reclamo hasta que “tengamos una indemnización justa y coherente”.
sábado, 22 de agosto de 2020 · 13:07

Por segundo día consecutivo, trabajadores despedidos del restaurante La Porteña se manifiestan en la entrada del country Tortugas de Manuel Alberti y aseguran que continuarán con el reclamo hasta que “tengamos una indemnización justa y coherente”.

Fue ayer que por primera vez empleados despedidos del mítico restaurant y parrilla del kilómetro 38,500 de  Panamericana que funcionaba en el distrito desde 1999 se presentaron en la puerta del country Tortugas, donde vive el dueño de la empresa, con pancartas.

Hoy, pasado el mediodía volvieron a reunirse y esta vez se sumaron también los trabajadores de la sucursal de San Isidro, que están viviendo una situación similar.

Es que ya pasó un mes desde que el local cerró sus puertas de manera definitiva. Sin embargo, según denuncian los trabajadores, solo les ofrecieron un 30 por ciento de una indemnización simple, sin respetar lo que establece el decreto publicado por el gobierno nacional.

“Ahora nos juntamos las dos sucursales y la idea es quedarnos hasta la tarde y tratar de obtener una respuesta lo antes posible, porque todavía no se comunicó nadie”, explicó una de las damnificadas, en diálogo con El Diario.

Asimismo, declaró que “lo que estamos reclamando es la indemnización total correspondiente, ya que en período de cuarentena no se podía despedir a los empleados, y si eso pasaba la indemnización tenía que ser doble”.

A pesar de que ya pasaron casi 30 días, los empleados, que solo en la sucursal local son unos 80, no tuvieron novedades, más allá de un llamado de la gerenta “que jugó con la necesidad de la gente, ofreciéndonos monedas”.

Por otro lado, con indignación la mujer aseguró que “casi todo el plantel somos empleados que trabajamos hace 15 años, algunos más y otros menos. Pusimos todo para sacarla adelante, mucho sacrificio, ser personal gastronómico es muy sacrificado, y ahora nos encontramos con esta realidad”.

Lo que piden los trabajadores despedidos, es “una indemnización justa y coherente”. Por eso, planean continuar con los reclamos hasta obtener una respuesta acorde a sus demandas.

Mientras tanto, seguirán manifestándose “de forma pacífica, sin romper nada ni cortar la calle para alzar la voz, que nos escuchen y reconozcan lo que nos corresponde después de muchos años de trabajo”.

Galería de fotos

Noticias Relacionadas

Valorar noticia

0%
Satisfacción
0%
Esperanza
0%
Bronca
0%
Tristeza
0%
Incertidumbre
0%
Indiferencia

Comentarios