Vecinos denunciaron maltratos y violencia en el local de Edenor

jueves, 27 de diciembre de 2012 · 00:00

“No me pegaron una piña porque me vieron muy enojado”, fue la frase con la que un vecino del barrio San Alejo describió la situación que vivió en el local de Edenor.

Según explicó Andrés Quaranta, llegó hasta el local ubicado en la calle Chacabuco entre Pedro Lagrave y Tucumán, para reclamar la falta de servicio que sufría desde la 1.30 del miércoles.

“Se me echó a perder toda la carne que tenía en la heladera y la comida que había comprado para pasar año nuevo”, explicó con angustia.

Al mismo tiempo, señaló: “pedí hablar con el gerente de Edenor en Pilar y el hombre de seguridad me echó, me dijo que no puedo hablar con el gerente y que tenía que hacer una cola de una cuadra para hacer un reclamo”.

Mostrando la factura, Quaranta explicó: “vence el 21 de diciembre y yo la pagué el 19, les pago adelantado, cumplo con ellos y ellos no conmigo. ¿Qué quieren que nos colguemos todos de la luz?”.

El vecino, domiciliado en la calle Leguizamón del barrio San Alejo, aseguró que en los últimos seis meses, los cortes que sufrió su barrio superan “cómodamente” las 80 horas sin energía: “esto es inadmisible, encima venimos a reclamar y nos maltratan. Voy a ir al Municipio, porque alguien nos tiene que dar respuestas”, disparó el vecino.

En tanto, Quaranta, aseguró que presentará una denuncia penal contra Edenor en la Fiscalía de Pilar, por “daños y perjuicios y abandono de persona”.

“Tuve que mudar a mi familia a la casa de mis suegros porque no tenemos ni siquiera agua fría y el olor de la comida que se descompuso en la heladera era insoportable”, disparó el vecino, que cerró: “ahora estoy en la quiebra, porque no tengo nada para pasar año nuevo”.

 

Generador

Los vecinos de San Alejo aseguran que existe un generador móvil que se encuentra en el barrio, pero a pesar de su presencia, no tienen luz, porque según les explicaron en Edenor, “genera corriente para otro barrio”.

Según contaron, ayer en el barrio fueron unas 200 las personas afectadas, que además de tener que pasarla sin energía, temen por su seguridad, ya que los delincuentes aprovechan la oscuridad y no cuentan con el patrullaje preventivo.

Ayer después del mediodía, eran unos 30 los vecinos que se encontraban realizando el reclamo en la puerta de Edenor.

 

 

6

son los transformadores que se quemaron en la zona afectada, según la información recibida por la Defensoría del Pueblo de Pilar.

 

 

40

son las veces que cortaron el suministro de energía en San Alejo en los últimos seis meses, según cuentan los propios vecinos.

 

 

 

 

 

 

Comentarios