Domingo torcido

Lejos del protagonismo habitual, Rossi abandonó por un toque con Ardusso cuando iba 24º.  En el TCP, Lynn llegó 22º y Perlo desertó.
martes, 26 de marzo de 2013 · 00:00

La visita de los pilarenses a Junín empezó torcida y terminó de la misma manera. En la 3ª fecha del campeonato de Turismo Carretera, Matías Rossi estuvo, extrañamente, ajeno a la pelea por los primeros puestos y abandonó en la final por un toque con Facundo Ardusso (Dodge), cuando marchaba 24º.

“No pude esquivar a Ardusso y ahí quedé”, resumió el piloto de Del Viso, que se encontró el Dodge del piloto de Las Parejas cruzado en la pista por un toque anterior.

El Granadero había largado desde la 22ª posición, después de una clasificación complicada y buscaba finalizar el domingo, al menos, entre los mejores 15. No pudo. Y con el abandono, cayó desde el 2º puesto del campeonato al 11º.

La final quedó en poder de Mariano Werner (Ford), nuevo líder del torneo, quien montó un monólogo de punta a punta. Fue escoltado por Mauro Giallombardo (Ford) y por Juan Martín Trucco (Dodge), en una fecha particularmente complicada para los usuarios de Chevrolet: solo Agustín Canapino (8º), Sergio Alaux (18º) y Mariano Altuna (20º) terminaron entre los mejores 20.

Complicados. En el TC Pista, Federico Lynn (Ford) y Gonzalo Perlo (Ford) también tuvieron un fin de semana repleto de complicaciones.

En su primera fecha como compañeros de equipo dentro del Taco Competición, los pilarenses penaron con la puesta a punto y, luego, con fallas mecánicas que le impidieron redondear el resultado buscado. Lynn tuvo que abandonar en la serie del sábado pero el domingo remontó en la final, hasta ubicarse 22º.

“Tuve que trabajar bastante para superar varios autos. Pudimos llegar en buena forma y seguir sumando para de a poco ir creciendo en el campeonato. Queremos ser más competitivos en Mendoza para seguir mejorando”, destacó Federico, que se ubica 34º en el torneo, con 28 puntos.

A su vez, Perlo abandonó en la final por un problema eléctrico y cerró un fin de semana olvidable, en el que nunca encontró el correcto funcionamiento del auto que estrenó.

“Terminó mal, como fue todo el fin de semana. Nos complicó el hecho de haber llegado con lo justo para poner en pista y armar el auto de cara a esta carrera, sin poder hacer una prueba intensa de por medio”, contó Gonzalo, que estuvo lejos de sus expectativas con el 38º puesto de la clasificación.

“Pudimos solucionar el inconveniente a la hora de frenar y eso me dio confianza para encarar la carrera con la idea de cuidar en las primeras vueltas, para atacar con el auto entero más tarde”, comentó sobre su estrategia para remontar en la final.

“Es una lástima porque se pierden muchos puntos en un campeonato donde, justamente, la consigna primordial es la de no parar”, cerró Perlo, que pese al abandono sigue entre los mejores 20 del campeonato (está 19º con 49,5 puntos) a 11,5 puntos del 12º, Emiliano López (Dodge), el último clasificado a la Copa de Plata.

La próxima fecha será el 14 de abril en el Autódromo Jorge Ángel Pena de Mendoza.

Comentarios