MEDIDA DE LA CGT

El paro general se hizo sentir con fuerza en Pilar

En el Parque Industrial, la actividad fue casi nula. No hubo trenes y circularon muy pocos colectivos. Abrieron comercios y shoppings, pero poca gente salió a la calle.

9 de mayo de 2024 - 18:46

Con un paisaje de día feriado, el paro general de la CGT se sintió fuerte este jueves en Pilar, donde la actividad fue reducida y se vio en las calles un movimiento muy inferior al de un día hábil.

El Parque Industrial de Pilar, uno de los mayores de la Argentina, mostró una postal de calles desiertas y portones cerrados en la mayoría de las fábricas.

El secretario de general de la seccional local de Camioneros y referente de la CGT Pilar, Oscar Larramendi, describió que “en el Parque parecía un sábado a las 4 de la tarde. No había movimiento de camiones. La mayoría de las empresas estaban cerradas y algunas, donde los trabajadores se manejaron en autos, hubo a la mañana, pero después se cortó todo”.

“Parecía un día feriado el Parque. En los camiones, el acatamiento fue un 100%. En otras actividades rondó lo mismo, entre el 90% y el 100%”, describió Larramendi en diálogo con El Diario.

La alta adhesión del transporte fue clave. Desde temprano, la actividad fue nula en la terminal de colectivos y en las estaciones de trenes. Es que la adhesión de los gremios ferroviarios paralizó el servicio en forma absoluta, mientras que solo funcionó la línea 57 de la empresa DOTA con una frecuencia reducida.

De hecho, la Unión Tranviarios Automotor (UTA), el sindicato que agrupa a los choferes de colectivos, acusó por la tarde a ese grupo empresario por “amenazas” y “aprietes” contra los trabajadores para disuadirlos de parar, por lo que anunció el inicio de acciones judiciales contra la compañía.

En los establecimientos educativos, en tanto, se registró poca concurrencia de alumnos y alto ausentismo docente, sobre todo en el sector público. Los gremios Suteba, FEB, Udocba y Sadop adhirieron a la medida.

Por otra parte, los bancos permanecieron cerrados por la adhesión de La Bancaria a la medida convocada por la CGT.

Aunque el Sindicato de empleados de comercio adhirió a la medida de fuerza, los hipermercados y los shoppings abrieron sus puertas, al igual que muchos comercios de las localidades. De todos modos, la actividad fue notablemente menor que la habitual.

Los hospitales, en tanto, atendieron urgencias ya que los médicos enrolados en la Asociación Sindical de Profesionales de la Salud de la Provincia de Buenos Aires (Cicop) también se movilizarán contra el ajuste que impulsa el gobierno de Javier Milei.

Algo similar pasó en los tribunales de la provincia de Buenos Aires por la adhesión de los trabajadores de la Asociación Judicial Bonaerense (AJB).

Por su parte, las oficinas de la administración pública tanto provincial como municipal tuvieron atención prácticamente nula. El gobernador Axel Kicil ya había hecho saber el miércoles que no se descontaría el día del sueldo a los trabajadores que no concurrieran. El Diario pudo saber que el intendente Federico Achával dio instrucciones similares en Pilar.

Por la medida de fuerza, el Concejo Deliberante suspendió la sesión prevista para este jueves, lo que derivó en un cruce entre oficialistas y opositores.

Seguí leyendo

Dejá tu comentario

Te Puede Interesar