El kirchnerismo, a la Justicia contra la tasa al combustible

El concejal Santiago Laurent presentó un pedido de inconstitucionalidad ante la Corte Suprema. Se suma a los ediles K de San Martín, donde también se aplica el tributo.
viernes, 21 de marzo de 2014 · 00:00

La polémica por la tasa vial, que desde este año cobra el gobierno municipal como un adicional precio de los combustibles, llegó finalmente al terreno judicial. Tras anticiparlo varias veces en lo que va del año, el concejal kirchnerista Santiago Laurent se presentó ante de Suprema Corte de Justicia bonaerense para reclamar que se declare la inconstitucionalidad del tributo, que comenzó a aplicarse el 1º de marzo en las estaciones de servicio radicadas en el distrito.

“Pedimos a la Corte que se discuta la cuestión de fondo”, informó ayer Laurent a través del programa Código Plaza, de FM Paza (92.1 Mhz). En la entrevista, calificó la tasa como “un impuesto encubierto que afecta el bolsillo de los pilarenses”.

La presentación fue realizada esta semana, en conjunto por los concejales kirchneristas de Pilar con sus partes de los partidos de San Miguel, Escobar, Tigre, Olavarría, Almirante Brown, Junín, San Fernando y San Isidro. Todos los distritos tienen en común que están gobernados por intendentes massistas.

Los representantes de Junín ya habían recurrido a la Justicia por su cuenta, pero la Justicia les negó la representatividad colectiva de los ciudadanos del distrito, por lo que otorgó un recurso de amparo que solo exime del tributo a los propios denunciantes.

En los últimos días, concejales del Partido de San Martín, también massista, habían recurrido a la Corte en busca del mismo resultado, encabezados por el concejal del Frente para la Victoria Hernán Letcher.

 

Sin diálogo

La demanda por inconstitucionalidad presentada ante la Corte no tiene efecto suspensivo, por lo que el tributo se seguirá cobrando hasta tanto el máximo tribunal bonaerense dé a conocer su fallo. A la vez, la Corte no tiene plazos fijados para expedirse.

Para Laurent, la tasa “es una estrategia del massismo, ya que en la mayoría de los municipios con intendentes massistas se aplica. Pero no corresponde, porque se les impone a los ciudadanos un doble tributo”.

 “Hay que tener en claro que los combustibles ya tienen gravámenes de impuestos nacionales, y la facultad de gravar los combustibles es solo del Estado nacional. Al hacerlo los municipios, están aplicando una doble carga a los usuarios”, explicó Laurent.

El edil recordó que en su momento se buscaron estrategias comunes con concejales de otros partidos de la oposición local, que también se mostraron en contra de la tasa. Pero no se encontró un camino en común.

“Se iba a pedir la derogación, pero (el jefe de Gabinete, Federico) Achával respondió que no se va a derogar y defendió el carácter de tasa de lo que nosotros sostenemos que es un impuesto”, dijo.

“Hay una desprotección sobre los pilarenses, los que viven en Pilar tienen un perjuicio respecto a ciudadanos de otros distrito”, señaló Laurent, quien aseguró que “en el contexto actual, este tipo de impuestos contribuye al aumento de precios”.

“Planteamos el debate desde el primer momento, porque como concejales tenemos la obligación de defender los derechos de los pilarenses y vamos a seguir luchando en todas las instancias para que se derogue”, dijo Laurent.

La tasa se incluyó en la ordenanza fiscal 2014, aprobada a fines del año pasado. Grava con 15 centavos cada litro de nafta y gasoil premium, 5 centavos para los comunes y 1 centavo por m3 de GNC.

Esta semana, el sciolista José Molina le había pedido al Defensor del Pueblo, Orlando Bargaglio, que tomara intervención para tratar de dar marcha atrás con la medida. Ayer, Bargaglio derivó el tema al Ombudsman bonaerense, Carlos Bonicatto.

 

El dato 

Un estudio de la Comisión Económica para América latina y el Caribe (CEPAL) determinó que “es regresivo” el efecto que tiene en la economía el cobro de una tasa al consumo de combustibles y “mínima” su incidencia en la distribución del ingreso.

Comentarios