Identifican a otra víctima de la Masacre de Fátima

sábado, 24 de septiembre de 2011 · 00:00

 

El 20 de agosto, en Fátima se recordó el aniversario de la masacre.

 

 

La Cámara Federal porteña anunció ayer el reconocimiento de los restos de tres desaparecidos durante la última dictadura, uno de los cuales fue asesinado en la denominada Masacre de Fátima, cometida en esa localidad pilarense el 20 de agosto de 1976.

Se trata de Ernesto María Saravia, quien tenía 19 años cuando fue asesinado y su cuerpo dinamitado junto a los de otras 29 personas.

Con el reconocimiento de Saravia, ya son 21 las víctimas identificadas. Se trata de Inés Nocetti, Ramón Lorenzo Vélez, Ángel Osvaldo Leiva, Alberto Evaristo Comas, Conrado Alzogaray, Susana Elena Pedrini de Bronzel, José Daniel Bronzel, Selma Julia Ocampo, Haydeé Rosa Cirullo de Carnaghi, Carmen Carnaghi, Norma Susana Fontini, Jorge Daniel Argente, Horacio Oscar García Gastelú, Juan Carlos Vera, Roberto Héctor Olivestre, Carlos Raúl Pargas, Ricardo José Herrera Carrizo, María Rosa Lincoln, Enrique Jorge Aggio y Cecilia Podolsky de Bronzel.

La masacre se cometió el 20 de agosto de 1976, cuando 30 detenidos en la dirección de Coordinación Federal fueron asesinados y sus cuerpos trasladados en camiones a Fátima, donde fueron dinamitados. Por el caso fueron condenados a prisión perpetua Carlos Gallone y Juan Carlos Lapuyole.

Los otros dos identificados ayer por la Justicia fuero Wolfgang Achtig y Camila Elisabet Azar, cuyos restos forman parte de los 336 esqueletos recuperados, entre los años 1988 y 1992, en el Cementerio Municipal de Avellaneda.

Ciudadano austríaco y trabajador de la fábrica Ferrum, Achtig fue secuestrado el 15 de septiembre de 1977 en Avellaneda, a los 32 años. Azar, en tanto, era una estudiante de  Derecho de 21 años, que fue secuestrada el 20 de  diciembre de 1976 en La Plata.

El presidente de la Sala II de la Cámara, Horacio Cattani,  indicó que las exhumaciones fueron realizadas por el Equipo Argentino de Antropología Forense, e identificados por los laboratorios The Bode Technology Group Inc., de Estados Unidos, U.U.) y L.I.D.M.O., de Córdoba.

Comentarios