“Scioli no se ha hecho cargo de la seguridad de los bonaerenses”

El candidato a gobernador dijo que las elecciones en Santa Fe y Capital están indicando una “mayoría silenciosa”. Sostuvo que al gobernador le falta decisión para combatir la droga y la inseguridad.

sábado, 6 de agosto de 2011 · 00:00

 

“El 14 vamos a elegir cómo queremos vivir” señaló De Narváez.

 

El candidato a gobernador de UDESO, Francisco De Narváez fue entrevistado ayer en el programa Materia Prima, de FM Plaza (92.1). Durante el reportaje el actual diputado cargó duro contra la política de seguridad del actual gobernador Daniel Scioli. “No se ha hecho cargo de la seguridad de los bonaerenses”, sostuvo.

A su vez indicó que no se combate la inseguridad y la droga porque “falta decisión política”. A continuación la entrevista.

 

-Estamos llegando al final de la campaña, está recorriendo la provincia ¿Qué es lo que está viendo en estos últimos días?

Noto un enorme entusiasmo de la gente con algún grado de desconocimiento acerca de lo que se vota el 14. Pero así como en 2009 se votó para que el gobierno cambiara y el gobierno no cambió, esta es una elección donde la gente va a votar para cambiar de gobierno. Veo en la Provincia de Buenos Aires un cansancio, un agotamiento de ver a un gobierno autoritario que no le resuelve los problemas, que le miente, que dice que no hay inflación, que la inseguridad baja. Y esto está llegando a su punto final porque la gente vota bien. Votó bien en Santa Fe, votó bien en Capital. Siempre votó bien. No hay que resistirse jamás al designio del voto popular. Lo que pasó en 2009 se va a repetir y con creces. Esto habla de que los argentinos y los bonaerenses estamos abogando por un gobierno nacional y provincial que sea honesto, que resuelva los problemas, que no mienta, que sea moderado, que pueda dialogar, que no sea autoritario. Las cosas que están bien las vamos a continuar y las que no, las vamos a corregir y vamos a comenzar las que no se han hecho.

 

-Vi un aviso suyo en TV sobre la inseguridad. ¿Cuánto hay de problema real y cuánto de sobredimensionado como caballito de campaña?

- No se sobredimensiona. El aviso que usted vio es bastante dramático y fuerte y ¿A qué apela? No nos acostumbremos, no pensemos que la inseguridad es algo con lo cual vamos a tener que convivir de por vida. No, vamos a recuperar la seguridad, es una decisión política, yo la tengo, la vamos a hacer. No podemos decir que la seguridad es una responsabilidad de todos y finalmente de ninguno. Vamos a coordinar la fuerza de seguridad, a equiparla, a pagar buenos sueldos, a tener patrulleros, a tener iluminación en las calles y vamos a tener algo fundamental, coordinación. Por eso se llama delito organizado, porque están organizados. El que está desorganizado es el gobierno. Y eso comienza en el momento en que se toma la decisión de que se va a cumplir la ley a rajatabla. Desde el primer minuto de mi gobernación el delincuente va a sentir que está en problemas, que ya no es lo mismo estar dentro o fuera de la ley. Lo que nos han robado es algo muy importante. Hace años, si usted veía un auto con el capó abierto o a un pibe en una rotonda con un cartel ¿qué hacía?

 

-Yo paraba.

-¿Hoy haría eso?

 

-No sé, hay que pensarlo. Lamentablemente hay que pensarlo.

- ¿No será que nos han robado hasta la condición de solidaridad que tenemos. Yo le garantizo que el día que finalice mi mandato como gobernador, la provincia va a ser muchísimo más segura de lo que es hoy pero sobre todo no va a haber un gramo de droga.

 

-Es un tema de debate desde hace años, ¿Cuál es la ingerencia que deben tener los municipios en el tema de la seguridad?

- De ninguna manera el gobernador se debe sacar la responsabilidad de ser el responsable de velar por la seguridad de los bonaerenses. A nivel municipal puede haber policía de proximidad con otras responsabilidades como el tránsito o contravenciones menores. Lo que no puede hacer el gobernador es decir que la inseguridad es un problema de todos, consecuentemente no es de nadie. Y esto es lo que ha hecho Scioli. Scioli no se ha hecho cargo de la seguridad de los bonaerenses. Lo único que ha hecho es poner cara de circunstancia y decir “soy leal al kirchnerismo”, y además se dedica a organizar recitales con la plata de los bonaerenses. Tendríamos más patrulleros y una capacidad de reacción y anticipación ante el delito. Vaya ahora a una escuela, reúnase con los alumnos de 5º año, pregúnteles si saben dónde se vende droga. Yo le aseguro que de diez, diez levantan la mano. Si se sabe dónde se vende ¿No se puede seguir la pista para ver dónde de fabrica?

 

-Será que no se puede, que hay que cambiar todo un sistema y estructuras como la policía por ejemplo. Uno dice si es tan fácil como todos dicen ¿Por qué no se resuelve?

- Porque falta decisión política. El argumento del gobierno kirchnerista y de Scioli es ¿Es una sensación? Es mucho más que eso. Han cambiado nuestras conductas ¿Usted cree que no se puede avanzar sobre el robo de autos? ¿Cree que va un delincuente y roba un automóvil al voleo? No lo roban, lo entregan, lo desarman, hay desarmaderos, se venden los repuestos en lugares ilegales. Hay que garantizarle a la sociedad que la seguridad es un derecho no un beneficio. Ahora decimos “por suerte no me ha pasado nada”. No es por suerte, no es una condición del destino. 

 

-Ahora bien, pero los temas de fondo, como la educación, la igualdad de oportunidades sigue siendo un debate postergado.

- No, nosotros lo tenemos muy presente, no es sólo la seguridad en términos de la seguridad personal. Además es el derecho a un jardín que no tenemos las vacantes suficientes.

 

-Lo vemos en Pilar.

- Sí, en Pilar se ve la cantidad de niños que no han podido empezar el jardín porque no hay vacantes suficientes. El derecho a la educación primaria y secundaria. Vamos a simplificar la secundaria. Los países que han avanzado en la capacitación de su gente tienen una capacitación mucho más específica. No es necesario tener catorce materias, tenemos que tener ocho mejor dadas. En las escuelas hoy pasa lo siguiente. Primera hora, Matemática; falta el profesor porque está en seis escuelas al mismo tiempo. Segunda hora, Lengua, faltó la profesora porque está en otras escuelas. Tercera hora, llega el profesor de Química. La clase es semejante desorden que no hay forma que los alumnos escuchen o entiendan lo que ese profesor le está dando. O vamos al otro extremo, hacen una asamblea porque deciden que ese profesor no puede seguir dictando clases porque es muy exigente.

 

-¿Cuál es la real dimensión del resultado electoral en Capital?

- Hay una mayoría silenciosa que se viene expresando el día de la elección. Pasó en Capital y en Santa Fe. Porque también hay temor. Si usted está parado en el andén del tren y se le acerca alguien para decirle estoy haciendo una encuesta, la gente no le contesta.

 

-¿Está cambiando eso?

- Sí claro. Yo tengo la encuesta de la calle. Cada día son más las personas que se acercan y te susurran “no los aguanto más”. Esto está cambiando. Es muy importante que el 14 de agosto todos concurran a votar, más allá de las predilecciones que tengan, porque ese día vamos a elegir cómo queremos vivir. Con qué valores, con qué principios. No podemos vivir entre lo que es legal o ilegal. n

 

Dos pilares

-Viene bastante seguido a Pilar ¿Cómo lo ve?

- Veo dos pilares. Un Pilar con mucha riqueza y en buena hora y un Pilar muy postergado. Si usted va a Derqui va a encontrar pobreza extrema, desnutrición. Va a encontrar gente caminando dos o tres cuadras con una palangana porque hay una canilla comunitaria. Ojo, hay dos pilares. Miremos los dos y si vamos a poner el énfasis hagámoslo sobre el que más necesita. Porque gobernar es asignar prioridades, mi prioridad es la gente que anoche, con la helada que cayó estaba cubierta con un chapón.   

Comentarios