Conmoción

Una joven de Manuel Alberti apareció muerta en la casa de su expareja: investigan femicidio

Katherine Greco había viajado a Córdoba para que el hombre viera a la hija que tenían en común. Pero en las últimas horas apareció ahorcada. Se cree que pudo suicidarse por sufrir violencia de género, pero su familia afirma que la mató él, quien está detenido.
lunes, 11 de julio de 2022 · 12:22

Una joven de 24 años oriunda de Manuel Alberti fue hallada muerta en Cruz del Eje, Córdoba. Si bien en un momento se habló de suicidio, por el hecho está detenida su expareja, ya que se infiera que podría haber existido un contexto de malos tratos físicos y psicológicos hacia la fallecida. Tenían en común una hija de 4 años.

La joven había viajado a Córdoba en los últimos días, pero apareció ahorcada en el interior de la vivienda, según constataron los investigadores. El detenido se llama Fernando Barrera, de 28 años.

La víctima fue identificada como Katherine Greco, quien en la actualidad estaba viviendo en el barrio de Boedo. "El padre de la nena les había pasado los pasajes para que viajaran", expresó a El Diario una allegada a la familia. "Ya tenía todo premeditado", agregó. Asimismo, indicó que en su momento se habían separado por la violencia que él ejercía sobre Katherine.

En tanto que Adriana Greco, la propia hermana de la víctima, señaló que el pasado martes "Katy le escribió a una amiga diciéndole que se quería ir de Córdoba porque él la maltrataba. Estaba armando las valijas para volver y en fotos se ve que estaba golpeada". Las capturas de dicha conversación ya estarían en manos de la Justicia. 

Por su parte, en diálogo con el Canal Doce de Córdoba fuentes cercanas a la Fiscalía de Instrucción de Cruz del Eje revelaron que "la joven víctima habría tomado la decisión de terminar con su vida por ahorcamiento, por el marco de violencia de género y lesiones que presentó según el informe de autopsia".

Y agregaron que "teniendo en cuenta que el supuesto autor había recuperado la libertad hace siete meses después de cumplir una condena de cuatro años por narcomenudeo y lesiones leves calificadas contra su pareja -la víctima fallecida-, decidimos la imputación por femicidio".

Barrera les dijo a los policías que había estado trabajando en un campo y que, al regresar a la vivienda, la había encontrado muerta. Luego, él mismo fue quien llamó a la policía para contar lo que había pasado según su versión.

Si bien en un momento se catalogó al hecho como suicidio, detuvieron a Barrera luego detectar lesiones que presentaba la víctima en el cuerpo, indicando un aparente contexto de violencia de género.

En este sentido, la decisión de detener a Barrera se tomó debido "al entendimiento de que la violencia ejercida por el sujeto en forma sistemática y prolongada en el tiempo la llevaron a tomar esa decisión. De esta manera, la imputación que pesa sobre el acusado es la de "Homicidio calificado por el vínculo y por violencia de género".

Por eso, si se sigue la hipótesis de la Justicia el caso se ajustaría al concepto de "suicidio femicida", en el que también se encuadra el de Luana Ludueña, otro caso que conmociona a Córdoba: la mujer se quitó la vida meses después de haber denunciado a Diego Concha, bombero y exfuncionario provincial, por abuso sexual. 

Sin embargo, la familia de Katherine está convencida de que no se trató de un suicidio, sino directamente de un femicidio cometido por Barrera. "No creemos que se haya suicidado -afirmó su hermana-, ella había pasado por varias situaciones y siempre había salido adelante por su hija".

Por lo pronto, mientras avanza la investigación la familia de la víctima busca asegurarse la tenencia de la menor, al tiempo que buscar reunir el dinero para trasladar a Buenos Aires el cuerpo de Katherine, que sería entregado el miércoles.

Comentarios