Un caso que conmocionó a Pilar

“No hay pruebas que demuestren qué les pasó a nuestros hijos”

Lo dijo la madre de Francisco Bertotti, una de las víctimas de la Time Warp. Cuestiona al juez de la causa que dio por cerrada la investigación cuando faltan evidencias claves.

“No hay pruebas que demuestren qué les pasó a nuestros hijos”

FRANCISCO BERTOTTI. Su familia exige saber la verdad.

Esta semana se conoció la noticia de que el juez federal Marcelo Martínez De Giorgi dio por cerrada parte de la investigación por las cinco muertes ocurridas en la fiesta electrónica Time Warp, realizada en el predio Costa Salguero en abril de 2016, comenzando así los trámites para su envío a juicio oral.
Entre las víctimas estaba Francisco Bertotti, joven pilarense de 21 años. A más de dos años de la tragedia, su familia sigue buscando justicia al tiempo que desmiente la versión oficial, que dice que las cinco muertes ocurrieron por intoxicaciones con drogas.
Mónica Domínguez es la madre de Francisco y quien desde el momento del hecho, afirma que “ensucian el nombre de chicos, que hasta el día de hoy no se sabe con exactitud de qué murieron, ya que la Morgue Judicial -donde se realizan las pericias toxicológicas- está denunciada, entre otras causas, por la vergüenza con la que se vienen realizando las pericias, sin personal capacitado y sin la maquinaria necesaria”.
Por esto, cuestionó el accionar del juez actual: “¿Cómo vamos a ir a juicio oral si seguimos esperando que la Morgue Judicial ponga gente idónea, repare la máquina que nunca anduvo?”.

Dudas
En comunicación con El Diario Domínguez explicó que “uno de los informes de mi hijo habla de una toxicidad en su cuerpo del 0,02%... Cualquiera de nosotros en este momento superaría esa cifra, y obviamente nadie puede morir por eso”.
En este sentido, la familia apuntó contra la organización y el personal que asistió a Francisco, según ellos, sin la mínima preparación necesaria, ya que le habría inyectado un antipsicótico.
“Mi hijo –señaló- estaba en un galpón donde la temperatura superaba los 42°C, en un lugar ‘preparado’ para 10.000 personas y está comprobado que había 20.000, no había ambulancias ni médicos. Cuando llegó a la carpa de auxilio, la persona que lo asistió sólo tenía un curso hecho y trabajaba en un neuropsiquiátrico, por eso le inyectó el antipsicótico”.
En este tema, agregó que “hay testigos que cuentan que no se podía caminar de la cantidad de gente que había, que para ir del escenario afuera se tardaban 2 horas, por eso y mucho más el lugar se convirtió en una trampa mortal”.
Y añadió: “Mienten también con los horarios, ya que Francisco se descompuso a las 4.30 y según ellos ingresa 6.30 a la carpa para ser asistido ¿Cuánto tiempo tirado descompuesto estuvo mi hijo hasta que alguien le dio una mano? No había agua, era una trampa mortal de la cual mi hijo no pudo escapar”.
A más de dos años, “todavía estoy esperando que me devuelvan el celular de mi hijo, donde estaba registrado a las 4.30 que se sentía muy mal y estaba perdido, no pudo salir”.

Proceso
La madre de Bertotti comentó además que “nos están por cambiar de juez por tercera vez, los únicos que nos escucharon y lograron que los organizadores queden presos fueron (el juez Sebastián) Casanello y el fiscal (Federico) Delgado, obviamente pagaron fianzas millonarias y dieron vuelta la causa, luego los apartaron y nos tocó el juez Martínez de Giorgi, quien no hizo nada pese a nuestras súplicas”.
Asimismo, continuó señalando que “la Morgue Judicial no cuenta con personal idóneo ni maquinaria que esté en condiciones de realizar este tipo de pericias”.
Para la mujer, “se ensució a los chicos porque tenía que haber un culpable, no hay pruebas hasta ahora que demuestren qué les pasó a nuestros hijos, además de una cascada de ineficiencias, responsabilidades no asumidas, mala praxis y más”.
Por eso es que afirma que “Francisco y Nicolás (Becerra, otra de las víctimas) fallecieron en el lugar antes de la hora que se dice. Se miente porque ante semejante hecho tendría que haber terminado la fiesta y no fue así”.
Y añade: “Podría seguir hablando horas sobre la causa y sobre todo quién era mi hijo Francisco. Sobre él no me alcanzan las palabras, mis hijos son mi orgullo”. 

¿Cuánto tiempo tirado descompuesto estuvo mi hijo hasta que alguien le dio una mano? No había agua, era una trampa mortal de la cual mi hijo no pudo escapar”.
“Todavía estoy esperando que me devuelvan el celular de mi hijo, donde estaba registrado a las 4.30 que se sentía muy mal y estaba perdido, no pudo salir”.
“Se ensució a los chicos porque tenía que haber un culpable, no hay pruebas hasta ahora que demuestren qué les pasó a nuestros hijos, además de una cascada de ineficiencias”.

 

4
8
Comentarios Libres
  1. grafico
    Responder (0)
    Pos. (0) Neg. (0)
    #1
    grafico
  2. ...“la Morgue Judicial no cuenta con personal idóneo ni maquinaria que esté en condiciones de realizar este tipo de pericias... ; así estamos por culpa de los chorros que nos gobernaron y nos gobiernan, Si hay responsables fueron y son los gobernantes. Los empreasarios son todos chanta que le facilitan la joda a los pibes por plata -costumbre legal-