Quejas en Monterrey por otro basural

Está en Tierra del Fuego y Colombia. Vecinos denuncian que camiones arrojan volquetes con residuos. Aseguran que no tienen autorización.
jueves, 10 de enero de 2013 · 00:00

“Entre que hay gente sucia en todos lados, que los camiones recolectores pasan solo dos veces por semana y ninguna cuando llueve, vivimos casi en un chiquero” disparó Graciela, una de las varias personas que, obligadamente, sufren un depósito de residuos cerca de sus casas del barrio Monterrey de Presidente Derqui.

En esta oportunidad se trata del que está sobre un puente de uno de los arroyos del canal Monterrey, en la esquina de Tierra del Fuego y Colombia.

“Pareciera que Colombia es la predilecta para tirar basura porque a unas cuadras de aquí hay otro gran basural y nadie hace nada aunque paguemos los impuestos municipales y provinciales”, agregó la misma mujer sobre el gran basural que está Colombia y Formosa; a unos 600 metros del centro de salud “Monseñor Tomás Reggio” que depende de las Hermanas de Santa Marta. Hasta hace unos dos años el terreno baldío del otro lado del puente servía como cancha de fútbol para los pibes. Pero una mañana se despertaron con el ruido de camiones con volquetes que arrojaban restos de mampostería, podas, y rezagos industriales. A resultas, el deportivo esparcimiento terminó porque cuando los padres increparon a uno de los choferes se enteraron de que estaba autorizado “por algún concejal que ahora no recordamos el apellido y, como nunca se multó o se secuestró un camión, debía ser cierto”, razonó otra vecina.

Pero los reclamos siguieron y varios meses después llegó “la solución”: montículos de tierra sobre el puente que impedían el paso de los camiones. Y como la traba oficial surtió poco efecto al poco tiempo retornó algún que otro camión para vaciar sus volquetes repletos, pero del lado de los vecinos.

“Si uno pudiera se mudaría lejos porque, además, cuando llueve los camiones de Transur no pueden pasar porque se empantanan, y así son días de acumular basura en su casa, hasta que algunos sucios traen todas sus bolsas y las tiran acá, en el puente”, dijo uno de los hombres mientras señalaba varias bolsas negras de residuos en la base del arroyo.

 

Sin permiso

 

Una vecina recurrió a la oficina de Higiene Urbana de la delegación municipal buscando soluciones. “Me dijeron que ningún camión está autorizado para tirar basura y que le tomemos la patente para multarlo, pero uno no puede estar haciendo guardia de noche o a la madrugada”, consideró. 

Es más, asegura haber visto, más de una vez y sobre el mediodía, una camioneta utilitaria de una céntrica carnicería de Derqui -con patente que termina en 666- arrojando restos vacunos o de pollos. “No me acuerdo de las letras, pero si la buscan por ese número entre las carnicerías debe ser la única”, se esperanzó la mujer, aunque sin desconocer que si al infractor no se lo encuentra in fraganti siempre será su palabra contra la de ella y nada se podrá hacer legalmente.

 

¿Patológicos? 

Hace 15 días se descubrieron restos hospitalarios: jeringas usadas y nuevas, gasas y algodones con sangre, cajas de medicamentos, vendas y otros insumos en el basural del barrio Monterrey. Nadie sabe explicar su origen.

 

Comentarios