Gestiones y reclamos vecinales por una línea de colectivos

Es la 521, que fue suspendida por falta de documentación. La empresa asegura haber renovado su flota de unidades. Usuarios del servicio cortaron la ruta 8 para que vuelva.

13 de marzo de 2010 - 00:00

Los vecinos cortaron la mitad de la ruta 8 para exigir soluciones.

 

 

Gestiones de último momento y reclamos vecinales coincidieron ayer con el mismo objetivo: conseguir que Municipio levante la suspensión que le impuso el jueves a la línea de colectivos 521, que une los barrios Los Tilos, Pinazo y El Faro, entre otros, con la estación de ferrocarril de Del Viso y con el country Los Lagartos.

Por un lado, los directivos de la empresa aseguran haber renovado la flota con unidades más modernas y en mejores condiciones que las que estaban en circulación. Ayer, esperaban presentar la documentación correspondiente para que la Dirección de Transporte les permita ponerlas a trabajar.

Por otro lado, vecinos de los barrios Los Tilos, Pinazo, Elpidio González y El Faro, cortaron parcialmente la ruta 8 a la altura de la curva de San Sebastián para pedir que vuelva a circular la línea 521.

En el mismo lugar del corte, acompañado por algunos choferes y directivos, el presidente de la empresa Expreso del Pilar, Jorge Hofmeister, se despegó de la protesta.

“No tenemos nada que ver con el corte. Estamos acá para tratar de que no lo hagan porque nos perjudican. Nosotros ya tenemos colectivos nuevos y ahora estamos esperando que el Municipio los inspeccione para que puedan empezar a circular”, aseguró Hofmeister.

Minutos antes, el mismo titular de la compañía que maneja la línea 521 se había comunicado con un estrecho colaborador del intendente Humberto Zúccaro. La versión que circulaba ayer entre sus allegados era que el mensaje había sido claro: “si hay corte de ruta, no vuelve la empresa”.

De todos modos, no pudieron convencer a los vecinos de evitar la protesta. La necesidad del colectivo, pero también reclamos por las inundaciones, la falta de iluminación y de presencia municipal en sus barrios los empujó igual a cortar la mitad de la ruta 8 durante algo más de una hora, con los consecuentes inconvenientes para el tránsito.

La delegada de los vecinos y representante de la Corriente Clasista y Combativa (CCC), Sandra Corso, se lo explicó a El Diario: “Anoche (por el jueves) los muchachos de la línea 521 nos invitaron a hacer el corte. Ahora nos dicen que no, pero nosotros aprovechamos para pedir respuestas al Municipio”.

 

Nuevas unidades

Hofmeister aseguró que ayer la empresa renovó las cinco unidades con las que cuenta su flota. “Son todos colectivos del 94 en adelante, están habilitados y en buen estado: andan las luces y todos tienen los paragolpes”, describió en referencia a algunos de los problemas más evidentes que tenían las unidades cuya circulación suspendió el gobierno.

Así, el empresario aseguró que las antiguas unidades que circularon durante los apenas dos meses que lleva trabajando la línea, y cuyo estado desencadenó muchas denuncias, “no volverán verse”.

Uno de esos viejos colectivos estaba estacionado a poco más de una cuadra del lugar del corte para volver a llevar a los vecinos a sus casas tras la protesta.

El director de Transporte del Municipio, Carlos Chanteiro, esperaba a última hora de ayer que los empresarios le acercaran una unidad para inspeccionarla.

“Si vienen y está todo en orden van a poder circular con ese colectivo. Tendrán que usarlo aunque sea en las horas pico para dar el servicio”, señaló.

Hofmeister, a su vez, apuntó que la empresa espera que el Estado les otorgue el subsidio correspondiente a las empresas de transporte y prometió que apenas eso suceda “vamos a comprar minibuses 0 kilómetro” para la línea.

 

 

1500  

Pasajeros diarios son los que transportó la línea 521 de Del Viso durante los casi dos meses en los prestó servicio hasta que fue suspendida por el gobierno el jueves último.

 

 

Quejas cruzadas 

Una polémica que no termina  

La línea de colectivos 521, fue suspendida el jueves por orden del Municipio. Fue luego de una polémica que incluyó denuncias de vecinos y varias actas de la Dirección de Transporte en las que se le requirió a la empresa documentación que acredite que todos los colectivos cuentan con su correspondiente seguro y verificación técnica vehicular.

Ayer, el presidente de la compañía, Jorge Jorge Hofmeister, manifestó que toda la flota está asegurada, aunque dijo no recordar en qué compañía. La misma respuesta, con igual omisión, habían manifestado en los últimos días otros directivos de la compañía.

Las quejas de los vecinos también se hicieron oír desde el principio. La falta de un galpón que hizo que la 521 usara la calle como oficina, taller y terminal, fue motivo constante de reclamos. También lo fueron el deterioro del pavimento que ocasionó el paso de los colectivos por calles cuyo asfalto no había sido pensado para ese tipo de tránsito.

El martes de esta semana, vecinos de Del Viso se reunieron con funcionarios municipales y concejales para hacer escuchar sus reclamos. El encuentro se repetirá la semana que vienen, ya con el nuevo panorama.

Además de las molestias y calles rotas, los vecinos reclamaron por cuestiones de seguridad. Incluso, el Municipio labró actas por maniobras peligrosas a choferes de la empresa.

Pero el hecho que empujó la paralización se produjo el miércoles, cuando una persona que padece un retraso mental y que suele colaborar con la compañía tomó el mando de una unidad y la estrelló contra cuatro autos estacionados en el centro de Del Viso.

Seguí leyendo

Dejá tu comentario

Las Más Leídas

YRIGOYEN Y LAS VÍAS. La escena del accidente en las primeras horas de este domingo.
La montaña más alta del mundo no es el Everest video

Te Puede Interesar