Haciendo Eco en Pilar en Navidad

Dos suculentas muy navideñas, ¡conócelas!

martes, 21 de diciembre de 2021 · 07:54

Las suculentas son las plantas ideales para decorar tu casa esta Navidad porque además de ser hermosas, son fáciles de cuidar. Agrega a la decoración de tu hogar a las suculenta roja y la suculenta blanca.

¡Llena tu casa de armonía y paz con estas hermosas suculentas!

Una de las mejores cosas de usar suculentas como decoración navideña o de temporada para el hogar es poder usarlas después.

SUCULENTA ROJA:

¡Sí, las suculenta roja existe y las vas a amar desde ya!

Esta planta, también conocida como Echeveria Agavoides Romeo Rubin, es una de las favoritas de los amantes de las suculentas; su forma de roseta y su intenso color rojo atraen la atención por su increíble parecido con la Nochebuena. Por eso, no debe faltar en la decoración de tu casa una vez que comience la época decembrina ya que sin duda, será la protagonista de estas fiestas.

Es una especie híbrida que florece desde la primavera y llenará de amor y calidez cada rincón de tu casa. Además, esta suculenta es muy sencilla de cuidar y súper resistente, por lo que te acompañara durante toda la época decembrina y más allá.

¿Cómo cuidar la suculenta roja?

Para mantener su maravilloso color, la suculenta roja necesita de mucho sol, es decir, aproximadamente de 6 horas diarias, así que colócala en un lugar donde reciba suficiente luz; puede ser el patio, cerca de una ventana o puerta. Eso sí, de preferencia evita los rayos solares de mediodía, porque podrían dañar a tu planta.

De igual forma, requiere de una maceta con buen drenaje por lo que ésta deberá tener orificios en la parte inferior; en invierno, riégala con menor frecuencia, revisa si su tierra está seca; si es así, dale agua sin mojar sus hojas. Procura que su ambiente oscile entre los 15 y 25 grados.

La suculenta roja también puede ser atacada por plagas, así que cuídala, especialmente de la cochinilla.

SUCULENTA BLANCA:

La suculenta blanca, conocida de igual forma como Echeveria Laui atrae la atención de todo aquel que la conoce por su inusual color. Sus carnosas hojas en forma de roseta pueden alcanzar un diámetro de hasta 30 centímetros. Esta planta adquiere esa tonalidad blanca maravillosa gracias a la pruina protectora, la cual la cuida del sol.

Y no sólo eso, el Feng Shui reconoce a la suculenta blanca como una planta protectora, que purifica el ambiente y equilibras las energías del hogar, convirtiéndola en la planta ideal para la Navidad, época de armonía, paz y amor.

¿Cómo cuidar la suculenta blanca?

Para que agregues a la decoración de tu hogar esta hermosa suculenta blanca durante la Navidad te recomendamos que realices los siguientes cuidados: riega sólo la tierra de la maceta, es decir, no salpiques con agua sus hojas o podrías dañarla; asimismo, busca colocarla en un recipiente que tenga buen drenaje, para que no se encharque y se mantenga húmeda.

La suculenta blanca es resistente al calor, las bajas temperaturas y la sequía; se debe abonar cada 3 o 4 meses con un fertilizante específico para esta planta; otra ventaja que tiene esta hermosa planta es que puede reproducirse mediante esqueje.

Pero eso sí, procura cuidarla de las plagas, especialmente de la cochinilla y los pulgones.

¡Esta dos suculentas no pueden faltar en tu hogar esta Navidad! Ellas traerán a tu hogar mucha luz y armonía.

0%
Satisfacción
0%
Esperanza
0%
Bronca
0%
Tristeza
0%
Incertidumbre
0%
Indiferencia

Comentarios