Haciendo eco en Pilar

Conoce la “palmera” perfecta para tu casa

lunes, 13 de diciembre de 2021 · 07:56

Conocida popularmente como planta paraguas, el cyperus alternifolius crece muy rápido, sin embargo, no alcanza alturas exageradas  y sus cuidados son sumamente sencillos.

El nombre de Cyperus es un vocablo griego que hace alusión a la isla de Chipre. Recibe los nombres vulgares de Paraguas, Juncia o Papiro.

Pertenece a la familia de las Cyperaceae. Algunas otras especies son: Cyperus papyrus, Cyperus gracilis, Cyperus haspan, Cyperus longus, Cyperus diffusus, Cyperus esculentus. Es un género que comprende unas 700 especies de plantas rizomatosas herbáceas anuales o perennes.

Conoce la palmera perfecta para interiores y exteriores

Esta planta nativa de Madagascar, vive bien en tierra muy húmeda, plantados en el fondo de estanques y lagos. También pueden plantarse en maceta y colocados bajo el agua. Los tallos son altos y delgados y las hojas delgadas similares a las de las gramíneas. Las flores son diminutas y están agrupadas en umbelas. La floración tiene lugar en verano.

La cyperus alternifolius puede adornar sin ningún problema cualquier rincón de tu hogar, ya que no se ve afectada por plagas ni microorganismos que puedan causarle enfermedades.

¿Cómo cuidar la planta paraguas?

Necesitan una exposición de pleno sol o de media sombra cultivados al aire libre. Si se cultivan en interior debe ser en una ubicación iluminada pero sin sol directo. Para su cultivo en interior pondremos la planta en maceta de barro y luego sumergida en un recipiente que contenga agua. Es de fácil cultivo en el sistema de hidrocultivo.

El suelo será rico en humus que retenga la humedad. La composición ideal será de 1/3 de mantillo de hojas, 1/3 de turba y arena gruesa y 1/3 de tierra de jardín abonada. La plantación se realiza en primavera, cuando ha pasado el peligro de heladas.

La Planta paraguas no suele ser atacada por plagas o enfermedades. La falta de agua mustia rápidamente el follaje.

Se pueden propagar en primavera por división de mata y mediante esquejes cortando la punta del tallo (paraguas). Recortar ligeramente las hojas y sumergirla cabeza abajo en agua. Cuando aparezcan las raíces ya puede pasarse a la tierra de cultivo.

¡Esta planta es una excelente opción para tu hogar!

 

 

0%
Satisfacción
0%
Esperanza
0%
Bronca
0%
Tristeza
0%
Incertidumbre
100%
Indiferencia

Comentarios