Fútbol

Treinta años después, recuperan los arcos de un mítico potrero

Pertenecieron a la cancha del Laucha, en la que jugaron centenares de pilarenses. El club Vicente López sueña con su campo de juego propio para volver a darles vida.
domingo, 22 de mayo de 2022 · 08:14

Los arcos de la cancha del Laucha reaparecieron en escena y buscan un nuevo lugar para que vuelvan a vivir la pasión que despuntaron durante décadas.

Los emblemáticos caños amarillos, con rojo en la parte pegada a la tierra, estuvieron casi 30 años guardados en una casa de Villa Morra y fueron recuperados por un grupo de socios del Club Social y Deportivo Vicente López.

“Es un rescate emotivo”, describió Darío Cordobés en charla con El Diario contando el hallazgo como un tesoro perdido que tenía guardados los momentos futboleros más memorables de una ciudad entera.

El predio que estaba ubicado frente al mítico Bar El Laucha, en las calles Pelagio Luna y Venancio Castro, tuvo la cancha original, que era algo más reducida.

Cuando llegaron los arcos de caño galvanizado que trajeron Carlos Galera y Juan Carlos Dinocco, daban uno a espaldas de la ruta 28 y el restante hacia lo que hoy es el colegio oficial Tratado del Pilar, conocido ahora como barrio Nuestra Señora del Pilar.

Las dimensiones eran de una cancha de fútbol 11 y tenía iluminación. Era el lugar de convocatoria de todo futbolero, de todas las edades y días de la semana.

Los campeonatos disputados tienen recuerdos imborrables en varias generaciones de pilarenses. Y los torneos nocturnos eran un sello de la época.

Incluso el Oficial utilizaba el campo para que los alumnos hicieran educación física allí. Y después se quedaban a jugar al fútbol.

Cientos de jugadores desplegaron su talento, incluso el máximo referente del fútbol local de la época. Gustavo Zapata era un habitual participante de los torneos antes de iniciar su camino en River Plate y llegar a los títulos de la década del 90 en el Millonario como la Selección Argentina.

Busca cancha
En la década del 90’ con el loteo de los terrenos, los arcos se retiraron y quedaron guardados casi 30 años. Horacio “Vasco” Parra los encontró y tras la recuperación, ahora el objetivo es tener una cancha para el club Vicente López donde poder entrenar y jugar.

l club que tiene los mismos colores que los caños, disputa el torneo de la Liga Pilarense en la categoría +35 y +42. Por el momento entrenan en el polideportivo municipal.

Los arcos que Darío Cordobés aclaró que lo donaron al club buscan un predio propio en la zona para poder crear un espacio social para los vecinos. 

Incluso aclaran que el dueño de los arcos, los vendió con la condición que permanezcan en un club de barrio. 


Comodato
El club Vicente López, la enti-dad que preside Ariel Caminata, inició gestiones para con-seguir un predio en comodato, donde poder utilizar los arcos, cerrar el perímetro y poder realizar allí además de fútbol, diferentes actividades y disciplinas para los vecinos.
 

Comentarios