El pasado domingo

Desde el avión llegó la bendición a los fieles de Lagomarsino

La parroquia Inmaculada Concepción de María celebró el Corpus Christi de una manera original. La ceremonia fue sobrevolando la ruta 26 entre Escobar y Pilar. “Fue una experiencia única en Argentina”, dijo uno de los organizadores.
martes, 8 de junio de 2021 · 14:04

La parroquia “Inmaculada Concepción de María” de Luis Lagomarsino buscó de una manera original llegar a sus fieles para celebrar Corpus Christi el último domingo, que tomó transcendencia nacional.

En una avioneta, que llevaba las banderas argentina y papal, el padre Hugo Lovato viajó junto al Santísimo (la hostia en el custodio) para bendecir a los vecinos que en la vereda o en los patios de sus casas saludaban con banderas y globos.

La iniciativa surgió de Juan Sernani, colaborador de la parroquia, que Lovato aprobó para celebrar la solemnidad del cuerpo y la sangre de Jesucristo en medio de la pandemia de coronavirus.

“Por las restricciones sanitarias no se pueden hacer las procesiones, entonces había que apelar a la originalidad y surgió la idea. Hablamos con las autoridades del Aeródromo de Escobar y conseguimos el avión”, contó Sernani en el programa Código Plaza (FM Plaza 92.1).

La avioneta sobrevoló la ruta 26 entre los ramales de Escobar y Pilar de la ruta Panamericana. “Fue desde el puente de Maschwitz hasta el de Del Viso, además de pasar un par de veces por sobre la parroquia (ubicada en Portugal y Pedro Nieto, de Lagomarsino)”, expresó.

“El sobrevuelo fue a las 2 de la tarde del domingo, previa una ceremonia reducida con el piloto y algunos presentes en el aeródromo”, continuó relatando Sernani.

“Fue importante que la gente se enterara de la convocatoria a través del Facebook de la parroquia, avisamos que estuviera atenta cuando pasara la avioneta para que saquen sus banderas, globos y poder verlos”, contó.

“El avión hizo un par de pasadas por la parroquia y también por el hospital municipal, donde el padre dio la bendición para que se recupere pronto la gente internada”, agregó.

La ceremonia se transmitió en vivo a través de las redes sociales. “Fue una experiencia única en Argentina”, agregó.

“La avioneta solamente cumplió el recorrido pero sin parlantes, porque se entiende como una cuestión publicitaria y no está permitida en esta zona”, subrayó.

Por último, Sernani agradeció al Aeródromo de Escobar por prestar la avioneta, y al piloto que se sumó a esta iniciativa. “El Aeródromo de Escobar nos cobró el mínimo del vuelo, el gasto se cubrió con el aporte de un grupo de personas de la comunidad.

Galería de fotos

25%
Satisfacción
25%
Esperanza
0%
Bronca
0%
Tristeza
0%
Incertidumbre
50%
Indiferencia

Comentarios