La Sociedad de Fomento demostró que está para grandes cosas

Es el centro cultural que alberga a los jóvenes de la localidad. Con nuevas voluntades que se suman, crece día a día. Funciona miércoles y sábados, pero pronto agregarán otro día de la semana.
miércoles, 9 de enero de 2013 · 00:00

El lunes 30 de diciembre se realizó el cierre de los talleres que se brindan en la Sociedad de Fomento de la localidad de Zelaya. Nuevamente, sus directivos reflejaron el esfuerzo que cada uno de los talleristas realiza para que los chicos de la localidad asistan al único centro recreativo y cultural que posee la zona.

Teatro, música y color desplegado por los chicos para sus padres, que compartieron la alegre jornada, despidiendo al ciclo lectivo 2012, hasta retomar nuevamente con las actividades en unos meses, cuando también se vean sorpresas como nuevos talleres y más voluntarios, dejando en claro el papel que tiene la Sociedad de Fomento de Zelaya.

“La Sofo es un lugar para divertirnos mientras hacemos radio, o aprendemos a sacar fotos, o a bailar, o dibujar, o a jugar al vóley, o al ping-pong, o hacemos artesanías. A diferencia de otros lugares, no tenemos que dar ningún examen a fin de año para demostrar lo que sabemos. Y sin embargo aprendemos”, explicó su presidenta, Luciana Migueiz, ante los presentes.

Gracias a dicho lugar, los chicos han conocido cómo es el mundo de la radiofonía, los secretos de la fotografía y la libertad de las expresiones artísticas que el cuerpo brinda a través de la danza y el teatro.

Las caras de los padres lo decían todo, tanto que muchos se sorprendieron de ver a sus hijos actuar y desenvolverse sobre el escenario como nunca lo hubieran creído.

Por ejemplo, la madre de una chica que interpretó a una bruja no podía creer como su tímida hija había actuado con tanto mérito.

También fue destacado uno de los jóvenes que participa del taller de radio, quien durante el año tuvo intenciones de abandonar el colegio, pero que con el apoyo de los voluntarios del galpón, pudo continuar y recibirse este año.

“El cierre fue un espejo de lo que se trabajó en el año, la verdad  que nosotros somos el reflejo de que pequeñas ayudas arman grandes cosas”, comentó la psicóloga.

 

Paso a paso

“Para armar un proyecto de vida hay que tener herramientas, en el galpón cada uno comparte la que conoce, sus pasiones y entre todos tratamos de tejer una trama distinta”, contó Migueiz a El Diario.

Claro que para tener las herramientas, son muchos los esfuerzos que deben hacer quienes comandan a la “Sofo”, los que nunca son suficientes. Esas pequeñas cosas con las que comenzó la Sociedad de Fomento años atrás, se han acumulado, dando lugar a nuevas disciplinas, y otras que vendrán.

El tiempo llevó a que el galpón se hiciera más conocido en la localidad y en Pilar, tanto que una concejal, Liliana Monje, tramitó e hizo efectivo un subsidio para que el lugar pudiera contar con más materiales.

 

La frase 

“Lo bueno es que cada uno de los talleristas ama lo que hace, y de esa forma las diferentes artes se transmiten con una impronta muy especial”. Luciana Migueiz, presidenta de la Sociedad de Fomento de Zelaya.

 

Crecimiento

Más voluntades que se suman

Lentamente son más las voluntades que se acercan a la Sociedad de Fomento de Zelaya, tanto que en un principio abría solo los días miércoles, luego también lo hizo los sábados y desde hace unos meses los lunes también tiene las puertas abiertas y lo hará con más certeza a partir de este año. “Lo que estuvo bueno este año es que el equipo fue creciendo y todos los talleristas están muy comprometidos con el proyecto. Éramos tres y ahora están todos involucrados”, agregó la mujer, quien también informó que el lugar está abierto a cualquier persona que esté capacitada para dar un taller, como así también a las inacabables manos que se requieren para colaborar con el apoyo escolar.

Lo que llamó la atención es que luego de este cierre, varios integrantes del público se acercaron a los directivos para proponerse como voluntarios, algo que asombró a los directivos.

Comentarios