“Será un partido diferente”

viernes, 8 de junio de 2012 · 00:00

La segunda final del Torneo Apertura de la Liga Escobarense estará condicionada por el resultado del primer enfrentamiento entre Pilar FC y Atlético, no tanto desde el marcador, pero sí por las sanciones que recibieron los dos equipos.

El último fin de semana, los primeros 90 minutos de la definición arrojaron un 0-0 chato y las únicas emociones que tuvo del desarrollo fueron las dos expulsiones que sufrió cada equipo.

Luego, los incidentes que se produjeron una vez finalizado el partido terminaron de condicionar a los dos mejores equipos del Apertura, que este domingo no podrán contar con varias de sus figuras en el partido que determinará quién es el campeón y entregará una plaza para en Torneo del Interior 2014.

“Es una lástima porque se desvirtuó un poco la final. Hay cuatro jugadores de cada lado que no van a estar y uno siempre quiere llegar a esta instancia con todo el equipo”, opinó el técnico de Pilar FC, Favio Orsi, que deberá prescindir de su dupla de marcadores centrales titular y tampoco contará con tres de sus delanteros. El defensor Gabriel Díaz y el atacante César González fueron expulsados en el partido, mientras que el zaguero Fernando Avejera y el centro delantero Nicolás Notthoff fueron sancionados por los incidentes. Además, Nicolás Zeppetella tampoco podrá estar porque arrastra la sanción de dos fechas que contrajo en la semifinal.

“Con esto cambia bastante la situación porque son muchos los titulares que no van a estar”, dijo Orsi, en el programa La liga Radio de FM Plaza 92.1, y comentó que agotó todos sus delanteros con las expulsiones. “Ahora tenemos que manejar algunas alternativas porque no hay más delanteros naturales”, contó.

En ese sentido, los volantes Juan Correa y Javier López aparecen como posibles atacantes improvisados. “Correa siempre jugó como volante. Vamos a tener que rearmar el equipo para salir lo mejor posible”, comentó y agregó que López está en duda por lesión: “tuvo un golpe muy fuerte en el partido con Monterrey y por eso no pudo jugar la primera final. Hizo la entrada en calor pero sintió que no podía y sigue estando en duda”.

A partir de esta situación el entrenador reconoció haber formado un plantel corto, por tratarse de un semestre con pocos compromisos, y que ahora las sanciones “pesan mucho más”. “De todas manera le tengo plena confianza a los chicos que van a entrar”, contrarrestó.

Por otra parte, el técnico del Albinegro anticipó que la revancha ofrecerá un partido más dinámico que el encuentro de ida, en el que se vio un espectáculo pobre. “Creo que será un partido diferente. Me parece que había mucha ansiedad y por eso salió muy trabado, mal jugado por los dos equipos”, consideró y se ilusionó con un “partido más abierto”. “Los dos equipos tienen jugadores para demostrar que llegaron hasta acá jugando al fútbol, con mucho trabajo de posesión de pelota y triangulación”, argumentó.

 

Comentarios