Proponen el uso de la “pizarra digital” en las aulas del país

Lo presentó en la Argentina un formador del Profesorado de la Comunidad Autónoma de Madrid. Consta de una computadora y un proyector. Permite crear imágenes interactivas.

domingo, 3 de julio de 2011 · 00:00

 

Escuela 2.0. Chicos de un jardín de infantes con su “pizarra digital”.

 

 

Una nueva herramienta educativa conocida como “pizarra digital” que se propone remplazar a los pizarrones y a la tiza como método de enseñanza en el aula, fue presentada en la Argentina como un sistema vinculado a la educación y a las nuevas tecnologías.

Arturo Cavanna, formador del Profesorado de la Comunidad Autónoma de Madrid, presentó esta nueva herramienta a través de la cual “el alumno no necesita estar en el aula para realizar ejercicios”, ya que el dispositivo tecnológico “permite que interactúe en forma permanente con el diseño que se realiza previamente en una computadora”.

Indicó que el sistema, “muy extendido en España y en algunos países europeos como Polonia», consiste en conectar una computadora a un videoproyector que muestra una señal en una superficie lisa.

Desde esa superficie, utilizando un lápiz, una lapicera o el  dedo de una mano, se pueden realizar anotaciones, guardarlas, imprimirlas, enviarlas por correo electrónico o transformarlas a diversos formatos.

Cavanna aseguró que los docentes “pueden usar la pizarra e incentivar la imaginación en el alumno. Por ejemplo cuando le leen un cuento tienen la opción de colocar los personajes en la pizarra a través de la computadora y que el niño pueda jugar con ellos a la par que escucha el relato”.

El especialista en educación en el ámbito de las nuevas  tecnologías, explicó que “se viene una escuela 2.0 que exigirá cada vez capacitación de los maestros y maestras, y las TICs serán una herramienta clave para ayudar al docente, facilitar y motivar el aprendizaje a los alumnos”.

“La actual metodología se basa en libros de texto y ellos son medios muy cerrados, con las nuevas tecnologías se pueden hacer la mismas actividades pero mucho más abiertas”, dijo Cavanna.

El profesor, director de Ediba Digital, aseguró que los alumnos “pueden dar lecciones complementados con material audiovisual, pueden ampliar los contenidos a través de la búsqueda e investigación y no cerrarse a un solo texto”.

En este sentido sostuvo que las pizarras digitales “son muy  útiles en lo que se llama educación especial, en donde la  computadora se convierte en una especie de prótesis de la persona con discapacidad”.

Cavanna destacó que en este contexto “el rol del profesor es casi como un mediador que acompaña el aprendizaje del alumno, no como antes que era como una clase magistral y todos lo miraban en forma pasiva. Las nuevas herramientas potencian el aprendizaje y enriquecen la actividad del profesor”.

 

Comentarios