La copa 2x4

Néstor Azorín está participando del Mundial de Tango Buenos Aires 2014.
martes, 19 de agosto de 2014 · 00:00

Quizás la cuarta sea la vencida para Néstor Azorín en el Festival y Mundial de Tango: luego de tres presentaciones anteriores –en las que llegó hasta las finales-, el bailarín pilarense participará del gran evento internacional, que se desarrollará hasta el 26 de este mes en diversas sedes de Buenos Aires.

A diferencia de esas otras ediciones, Azorín contará en este Mundial con una nueva pareja de baile: Bárbara Ferreyra, una bailarina de Mendoza que vive en la Ciudad de Buenos Aires. Juntos desde principios de este año, intentarán llegar a la mejor ubicación posible en el certamen.

En primera instancia, la participación de la pareja tuvo lugar ayer a las 17.30 y se repetirá hoy, en La Usina del Arte, con la ilusión de clasificarse a la siguiente ronda de la categoría Pista (la otra es Escenario). “El tango de pista tiene más componentes de improvisación”, explicó Azorín a El Diario.

Además, agregó que “hace cuatro años que no participaba, ahora estoy más maduro, más tranquilo y con muchas ganas. Por las giras al exterior se hizo difícil competir, pero con Bárbara nos propusimos volver este año”. La joven ya tuvo una incursión anterior en el Mundial, pero en la categoría Escenario.

Eso sí: lejos de tomarse descanso, ayer también participaron de un evento en El Yeite Tango Club, sin decirle que no a ninguna pista.

 

Ilusión

En casi una decena de sedes –como el Luna Park, la Academia Nacional de Tango, la AMIA y el Museo del Cine-, entre las actividades (la entrada es gratuita) se encuentran recitales, exhibiciones, clases, espectáculos y hasta una feria de productos, finalizando con la competencia que coronará a los Campeones Mundiales de Tango 2014.

A mediados de julio, el pilarense arribó al país luego de una gira por el sur de Italia, donde bailó y brindó seminarios de tango y folklore. La sumatoria de millas no es novedosa: en los últimos años ha mostrado su arte y recogido aplausos en puntos bien alejados del país, como Rusia, Bélgica, Francia y Holanda.

El gran sueño es estar presentes el lunes 25, cuando desde las 19 se lleve a cabo la gran final de la categoría (la de Escenario será un día más tarde) en el Luna Park. La expectativa del público es enorme: las entradas para el evento se agotaron en menos de 4 horas.

 “Veremos qué puede surgir –comentó el bailarín con entusiasmo-. Con Bárbara proyectamos que este año participaríamos del Mundial, así que nos tenemos confianza. Vamos a disfrutar del momento”. A los 34 años, mientras recorre el mundo mostrando nuestro patrimonio cultural, Azorín quiere ser profeta en su tierra.

Comentarios