“Me quedé con pica de esa pelea, no voy a parar hasta ser el mejor”

Yamil Peralta regresó al país tras participar en los Juegos Olímpicos y fue recibido por una multitud en el Club Unión de Del Viso. “Quiero revancha”, le anticipó a FM Plaza 92.1, apenas descendió del avión.
sábado, 11 de agosto de 2012 · 00:00

Estuvo cerca de 16 horas en el avión que cubrió los 11.087 kilómetros que separan Londres de Buenos Aires, pero cuando pisó suelo argentino el sentimiento, ese que mezcló bronca y satisfacción, seguía intacto.

 

“Me fui caliente porque la pelea no salió como esperaba. Pero contento por la experiencia”, sintetizó el boxeador de Del Viso, Yamil Peralta, en su primer contacto con la prensa tras su participación en los Juegos Olímpicos de Londres 2012

El delvisense perdió en cuartos de final ante el búlgaro Tervel Pulev y quedó a un paso de ganar la medalla de bronce, tras un fallo que despertó polémica y generó sed de revancha en el representante local.

“Me quedé con pica de esa pelea. No voy a parar hasta ser el mejor”, desafió Yamil, en un diálogo exclusivo con Materia Prima de FM Plaza 92.1.

 

-¿Qué sentiste después de la pelea?

- Estoy contento por haber dejado todo, pero me fui caliente porque la pelea no salió como yo quería. No se pudo dar como esperaba, pero me vine con mucha experiencia.

 

-¿Cómo viviste la definición?

- Sabía que tenía que entrar y dejar todo para ganar una medalla, porque era un regalo que me quería dar para mí y para todos los argentinos. Estaba confiado, seguro. Entré a hacer lo que tenía que hacer. En el segundo round veo que pararon varios minutos la pelea pero ni el árbitro entendía bien por qué estaban parando. Ahí ya me lo imaginaba, porque el otro estaba cansado y yo estaba empezando a pegar más.

 

-¿Creés que le dieron un recreo?

- Sí, le dieron un respiro. Terminó el segundo round y pensé que lo había ganado, pero me dicen que iba perdiendo dos abajo. Ahí mi técnico me preguntó: “bueno, ¿tienes cojones para levantarlo?”. Le respondí “sí, profe” y salí a pelear con todo. Pegué todo lo que pude y él no respondió nunca, salvo algunos empujones y agarrones. Tiré todo el tiempo hasta que me quedé sin aire y cuando terminó la pelea estábamos todos contentos porque pensábamos que había ganado. Igual Sarbelio (Fuentes, su entrenador) ya tiene tantos años en esto que me dijo “si te dan la pelea perdida, no hagas nada. Saluda y baja”.

 

-Igual asumiste la derrota, no saliste a reclamar airadamente.

- Pero igual tenía una bronca terrible. Pero sí, si los jueces fallaron así ya está. Por algo pasan las cosas y ahora hay que seguir adelante. Tengo muchas ganas de seguir entrenando, de romperla. No voy a parar hasta ser el mejor.

 

-¿Cómo fue compartir la delegación con personalidades como Juan Martín Del Potro y Emanuel Ginóbili?

- Fue buenísimo, son una masa. Nos sacamos un montón de fotos, me querían ir a ver pelear y todo. Se interesaron mucho por lo que uno hace, pero allá es así con todos. Yo fui a ver básquet, handball y hacerle el aguante a todos los chicos cuando podía.

 

-¿Es cómo dicen? ¿Realmente se vive un clima especial en la villa olímpica?

- Sí, es realmente espectacular estar ahí. Se disfruta mucho porque es único e irrepetible. Otra olimpíada ya sería distinta porque lo que se vive en la villa es increíble. La ciudad me gustó, pero no recorrí mucho porque tuve dos días libres nada más. Teníamos una tarjeta para viajar por toda la ciudad gratis.

 

-Ahora ¿cómo sigue tu carrera?

- Me tomo unas vacaciones y un descanso porque dentro de 2 meses ya arranca la liga semiprofesional. Ahí vamos a otros países a pelear con boxeadores de todo el mundo, sin cabezal y con guantes profesionales. Sigue siendo amateur, pero se pelea como profesional.

 

-¿Tenés apuro por pasar al profesionalismo?

- Tendría que hablar con la Federación Argentina. Acá en las olimpíadas cumplí 21 años y estamos viendo esa posibilidad, pero la verdad es que me quedé con la pica de estos juegos. Quiero revancha porque sé que estamos todos en el mismo nivel. Peleé contra el número 4 del mundo y no hubo diferencia.

 

Recibimiento 

Anoche, Yamil Peralta era recibido por una multitud en el Club Unión de Del Viso, después de su primera experiencia en los Juegos Olímpicos. Las autoridades de la institución lo agasajaron luego de su participación en Londres.

Comentarios