El microestadio, más cerca de ser realidad

Llegaron las primeras máquinas y arrancaron las tareas de entoscado. “Es uno de los sueños de la gestión”, se entusiasmó Juan Carlos Arroyo.
jueves, 17 de mayo de 2012 · 00:00

En la mañana de ayer comenzaron finalmente los trabajos de construcción del microestadio que se erigirá en el Polideportivo Municipal.

A primera hora, un par de máquinas de la empresa INSA S.A, adjudicataria de la obra, irrumpieron en el predio y efectuaron las labores iniciales de remoción de tierra, faena que tomará mayor potencia a partir de la jornada de hoy.

“Hoy (por ayer) arrancamos definitivamente con la obra pero a partir de mañana (por hoy) llegarán muchos camiones con tosca y máquinas”, adelantaron desde la empresa.

El microestadio tendrá una capacidad para 4.500 personas, la duración de la obra será de casi dos años y el costo total ascenderá a 18 millones de pesos, cuenta afrontada en forma íntegra por el gobierno provincial.

El subsecretario de Deportes municipal  Juan Carlos Arroyo, catalogó a la obra como “un sueño, uno de los proyectos más importantes de nuestra gestión” y destacó que “lo diseñamos con el arquitecto Rusticucci pero el que lo gestionó, consiguió los fondos de la Provincia y el que lo sacó adelante fue el intendente Humberto Zúccaro”.

El microestadio contará con una superficie de piso libre donde podrán funcionar dos canchas de básquet, tres de voley cruzadas o un estadio central. Tendrá casi 4 mil metros cuadrados y podrá albergar a unas 4.500 mil personas sentadas.

 

La obra

“Lo primero que tenemos que hacer es levantar el terreno en base al cordón, que es la referencia que tenemos. Vamos a sacar el pasto, entoscar y hacer las bases para los más de 100 pilotes que debemos colocar”, detalló el responsable de la obra. “Cada uno de esos pilotes será de 90 centímetros de espesor y 5 metros de largo”, agregó.

En la jornada de ayer, además del responsable estuvo recorriendo el predio el capataz de la obra, quien anunció que hoy llegará el resto de la cuadrilla, conformada “por entre 7 y 15 hombres” que se instalarán en la ciudad mientras duren los trabajos.

La primera etapa de la obra consistirá en el movimiento de suelo, que se realizará con máquinas propias de INSA S.A, mientras que en paralelo se construirá el prefabricado, tarea que llevará adelante una firma subcontratada, la reconocida Astori, que cuenta en su curriculum con varios estadio de fútbol, entre ellos el de Fénix. También se harán la cubierta y, entre otras cosas, los pórticos de estructura metálica.

El microestadio se construirá en el solar que está ubicado detrás de la cancha de Fénix (en la actualidad allí hay una cancha de fútbol), en el costado del Polideportivo que da al Camino de Circunvalación, en un espacio de 50 por 70 metros, y a uno de sus costados tendrá lugar para el estacionamiento de vehículos.

 

Comentarios