Emotivo festejo por los 90 años de la Biblioteca Popular Mitre

Shows artísticos, obsequios y subastas de cuadros formaron parte de la sentida noche. El Municipio donó 10 mil pesos a la institución. Una familia que es sinónimo de la biblioteca popular en Pilar.

domingo, 11 de marzo de 2012 · 00:00

 

Humberto Zúccaro y Sonia Lembeye descubren la placa que donó el Municipio, que también aportó fondos.

 

 

El viernes por la noche, cerca de 150 vecinos de Pilar se congregaron en la sede de la Sociedad Italiana para celebrar los 90 años de aporte a la cultura pilarense de la Biblioteca Popular Bartolomé Mitre.

“Teníamos miedo de no juntar 100 personas. Disculpen, evidentemente no teníamos tanta confianza en la convocatoria”, fueron las primeras palabras de la anfitriona de la noche, Sonia Lembeye, presidenta de la institución. Sorprendida, fue la encargada de abrir la noche que tendría conmovedores testimonios sobre la historia del espacio cultural que contribuyó al desarrollo intelectual de miles de pilarenses.

Un video realizado por uno de los hijos de la titular de la biblioteca aportó las primeras emociones de la noche, ilustrando la historia rica de una biblioteca que en la actualidad ronda los 90 mil libros, que adquiere cada año 500 ejemplares de la Feria del Libro, y que fue el primer espacio abierto para aquellos que ante las condiciones socioeconómicas adversas, encontraron en el lugar la magia de la lectura de ficción y el aporte de los manuales para el desarrollo cognitivo. Ese no fue el único video de la noche ya que luego se compartió el testimonio de cuatro vecinos de Pilar que recordaron anécdotas dentro de la biblioteca: ellos eran Julio López Aranzasti, Dalmira Gómez, Gerardo Taroni y Oscar Martini.

Los primeros invitados en llegar al predio de la Sociedad Italiana fueron agasajados con un ágape acompañado por dos bailarinas. Luego, un joven violinista pilarense ambientó los primeros minutos de la fiesta. También estuvo presente el músico Héctor Bacci junto a su conjunto de tango y folclore argentino “La Ganzúa”, que interpretaron algunas piezas de su repertorio, y Carlos Saldívar con amigos, que compartieron su música con los presentes.

 

Instituciones de festejo

Conocidos vecinos de Pilar no quisieron faltar a este nuevo aniversario. Entre ellos, se encontraban representantes de diversas instituciones de bien público del partido, como el Club de Leones, el Club Atlético Pilar, el Pilar Tango Club y por supuesto, de la Sociedad Italiana de Pilar, institución que prestó sus instalaciones para que la celebración se lleve a cabo.

Todas ellas entregaron obsequios recordatorios a la biblioteca. Así, Sonia Lembeye recordó que fueron el padre y abuelo de Edgar Toppazzini, presidente del Club Atlético, quienes construyeron el edificio de la biblioteca.

Por su parte, el intendente Humberto Zúccaro presenció los primeros minutos del evento y junto a Lembeye descubrió una placa que fue donada a la biblioteca de la calle Belgrano.

Además, el Municipio donó 10 mil pesos a la institución, acto que generó los más fuertes aplausos de los presentes. “No existe la posibilidad de que una ciudad tenga crecimiento, con un valor cuali y cuantitativo, si no tiene educación”, expresó Zúccaro ante los presentes, al tiempo que felicitó a quien fuera durante más de medio siglo la bibliotecaria del lugar, Edelma Burgueño de Lembeye: “El reconocimiento en vida viene de una actitud de solidaridad, de ejemplo. Han llevado la bandera de lo que es la biblio popular”, compartió al micrófono.

Luego de las alocuciones y la entrega de obsequios a la biblioteca, se procedió a una  subasta de 15 cuadros donados por artistas plásticos pilarenses. La encargada de coordinar la subasta fue nada más y nada menos que Jimena Monteverde, mediática cocinera y además, vecina del partido. También se regalaron presentes donados por socios y comerciantes.

Para concluir su discurso, Lembeye escogió una cita del popular escritor y periodista chaqueño Mempo Giardinelli que ilustra lo que ha significado para la nonagenaria institución el acto de la lectura: “Leer es un simple ejercicio de la libertad que produce placer, estimula la imaginación y alimenta el conocimiento”.

 

 

Testimonio
Zúccaro: “La lectura nos da conocimiento”

Uno de los encargados de compartir su palabra frente a los presentes fue el intendente Humberto Zúccaro: “Pido un aplauso para la familia Lembeye. Son los ejemplos los que pasarán, pasaremos gobernantes, pero quedará ya fundado que hubo personas en su momento que  iniciaron la actividad como fundadoras. Hubo varias personas, pero ustedes han llevado la bandera de lo que es la biblioteca popular en Pilar”.

Asimismo, el intendente habló sobre los cambios tecnológicos a los que se refirió Sonia Lembeye en su discurso: “Concuerdo con Sonia que con la base tecnológica se está a la altura de las circunstancias, pero la lectura nos da la posibilidad del conocimiento, de discernir, de comunicación”.

El intendente compartió la mesa junto a la familia de la presidenta de la comisión directiva. No sólo como autoridad comunal, sino también por la afinidad que hay entre ellos: “Sonia era muy joven cuando fue nuestra maestra de 7º año. Qué importancia no haber perdido esa virtud de pilarense de reconocer la gran familia que has formado”, expresó el intendente.

Zúccaro además compartió su experiencia como estudiante y el papel que cumplieron las bibliotecas en su formación académica.

 

 

Sonia Lembeye:
Todo cambia, menos la esencia

Sonia Rosa Lembeye de Álvarez es la actual presidenta de la comisión directiva de la Biblioteca Popular Bartolomé Mitre. Asumió el cargo en 1989, en parte, porque junto con su madre y su hermana Edith, conoce sus estanterías casi a la perfección. Frente al micrófono, ante cerca de 150 personas, la docente aclaró los fines que persigue la institución de la calle Belgrano: “Promover el conocimiento de la lengua escrita, incentivar la lectura sensibilizando el desarrollo personal y permanente”. En su discurso, también habló de los tiempos que corren y los cambios a los que debieron y deberán  someterse las bibliotecas populares para cubrir las demandas bajo el mismo objetivo de promover la lectura.

“Seguramente en los próximos años, la bibliotecas como las conocemos hoy habrán cambiado, seguirán mutando sus costumbres y sus formas, adaptándose a las nuevas tecnologías y necesidades de la población, pero de lo que no nos quedan dudas es que la misión de las populares será la misma: promover el valor real de leer”.

- ¿Qué significa la biblioteca para la familia Lembeye?

- Nosotros hemos trabajado toda la familia durante toda la vida ahí. Pero la biblioteca nos dio mucho más de lo que hicimos nosotros por ella. Esta es una institución excelente y es un placer poder trabajar ahí y ayudar a la gente con la lectura, con la información, con la comunicación. Eso es educar. Y para nosotros es lo más valioso que hemos tenido. Todos en la familia amamos la labor de bibliotecaria.

- ¿Cómo fue su primer contacto con la biblioteca?

- Mi mamá nos llevó de bebé. Ella empezó a trabajar en el 1951, yo nací en el 49 y mi hermana en el 47. Éramos muy chiquitas, vivíamos ahí adentro. La verdad que amamos la institución.

- ¿Algún recuerdo de chica?

- Recuerdo que en las mesas había un orificio en el medio para el tintero. Yo me tomé el tintero y me envenené. Me tuvieron que llevar al hospital de Pilar.

- ¿Cómo se siente organizar junto a su familia un evento para celebrar este hecho histórico para la biblioteca?

- En realidad trabajó toda la comisión directiva, ha colaborado mucha gente. Es realmente una fiesta muy linda hecha por la gente del pueblo. Comerciantes, empresarios, vecinos amigos, el intendente, han colaborado todos para esta fiesta. La biblioteca es de Pilar y Pilar ha respondido muy bien a esta convocatoria. Convoco a todos a que se acerquen a las instituciones. A todas. Ellas necesitan voluntarios.

 

 

Sonia Lembeye leyó un emotivo discurso.

 

 

 

La cocinera Jimena Monteverde, a cargo del remate.

 

 

 

Lembeye con Toppazzini, presidente del Atlético.

 

 

La creación
Un grupo de amigos que entró en la historia grande del distrito

La Biblioteca Popular de Pilar fue pensada por un grupo de amigos allá por 1921 en la casa de la familia Metetieri. Ellos eran Alberto Irazoqui, Carlos Battaglia, Eduardo Ferrarotti, Santiago Bergé y Domingo Metetieri, quienes un año más tarde, el 12 de marzo de 1922, concretarían su ilusión de crear una biblioteca popular para el pueblo de Pilar.

El primer lugar donde estuvo situada la pequeña biblioteca fue en la calle Bolívar, aunque luego se trasladaría a otro local de la calle San Martín, con material donado por los vecinos.

En abril de 1945 fue bautizada como “Bartolomé Mitre”. Tres años más tarde abriría sus puertas en el actual edificio que está ubicado en Belgrano 553 a metros de la plaza 12 de Octubre. El 1951 Edelma Burgueño de Lembeye, símbolo de la biblioteca, comienza a trabajar en el lugar.

En el año 1989 asumió la actual presidenta de la biblioteca Sonia Rosa Lembeye de Álvarez, quien encabezó la oleada renovadora de la institución, con la informatización del lugar y la incorporación de cursos que convirtieron a la biblioteca en un centro cultural por excelencia. Debido a las nuevas exigencias que se proponían desde los socios, en enero de 2007 comenzó la obra de ampliación del edificio que finalizó años más tarde.

 

 

90 mil

Ejemplares reúne en la actualidad la Biblioteca Popular Bartolomé Mitre.

 

 

Frases

•Sonia Lembeye, presidenta de la Biblioteca: “La biblioteca nos dio mucho más de lo que hicimos nosotros por ella”.

 

Humberto Zúccaro, intendente: “No existe la posibilidad de que una ciudad tenga crecimiento, con un valor cuali y cuantitativo, si no tiene educación”.

 

Atilio Beltramo, presidente de la Sociedad Italiana de Pilar: “Edelma es un ejemplo para nosotros”.

 

Alfredo Fontana, pasado presidente del Club de Leones Fátima-Pilar: “Estamos muy orgullosos de la trayectoria suya y de su madre” (a Sonia Lembeye).

 

 

 

 

 

Comentarios