“Es una amargura grande”

Matías Rossi estuvo a metros de superar a Guillermo Ortelli en la final, pero prevaleció el de Salto, que conquistó su 6º título. “Di todo”, resaltó el piloto de Del Viso. Terminó 4º y quedó 3º en el torneo.

martes, 13 de diciembre de 2011 · 00:00

 

Matías Rossi pegado detrás de Guillermo Ortelli, en la pelea por el título. En la final hubo roce.

 

Al igual que en la definición del año pasado, Matías Rossi llegó a la última competencia del Turismo Carretera como candidato a llevarse la corona. En aquella oportunidad, la discusión quedó rápidamente reservada para Mariano Werner y Agustín Canapino, y el delvisense fue un espectador de lujo.

Esta vez, Matías estuvo más cerca que nunca de alcanzar la gloria y con la posibilidad de quedar en la historia como el segundo piloto en consagrarse el mismo año en las dos categorías más importantes del país (TC y TC 2000).

Se le escapó por muy poco. En la final, llegó a estar a la par de Guillermo Ortelli (Chevrolet) en la disputa por el 3º puesto, en lo que fue una intensa lucha mano a mano por el título.

En las opciones más claras de sobrepaso que encontró Rossi, en el frenaje de la chicana Ascari y en la horquilla, Ortelli apeló a su oficio y sostuvo la posición, roce mediante.

Con el 4º puesto en la final, Matías obtuvo el 2º puesto en la Copa de Oro y finalizó 3º en el campeonato, detrás de Ortelli y Lionel Ugalde (Ford), por lo que en 2012 pintará el número 3 en sus laterales.

Paradójicamente, ni Ortelli ni Ugalde ganaron en el certamen, ya que el de Salto ganó una competencia siendo 2º por la desacalificaicón del vencedor, Gabriel Ponce de León (Ford).

La prueba se la adjudicó, de punta a punta, Emiliano Spataro (Dodge), seguido por Juan Martín Trucco (Dodge) y Ortelli.

Amargura. Después de la final, Rossi no ocultó su malestar por la chance desperdiciada. “Estoy amargado por la pérdida de un posible título. Ortelli es un justo campeón, lo que sucedió en la final es lo que me temía ayer. Gasté mucho las gomas porque usé las mismas en la serie y en la final”, comentó el de Del Viso, que no logró igualar la marca de Juan María Traverso, cuando en 1995 obtuvo las coronas de TC y TC 2000.

Sobre el desarrollo de la final, el local contó que avanzó hasta donde le permitió el auto. “Cuando paró el Pato Silva, Guillermo se benefició porque yo no tenía para más. En la horquilla hubo un roce pero de carrera. Yo me tiro y él se va un poco para afuera y no me deja doblar. Pero está bien, se estaba definiendo el título”, contó.

“Felicito a Ortelli y a todo su equipo por el campeonato ganado y a todo mi equipo, por supuesto”, agregó.

Además, en declaraciones al programa Campeones de Radio Rivadavia (AM 630), Rossi destacó que “se peleó el campeonato al igual que el año pasado”.

“No se dio. Es una amargura grande no lograrlo. Ahora estoy triste, hay que pensar en el año que viene”, dijo. Y añadió: “Fui a todo o nada. Ortelli es un justo campeón. Nos quedamos con las ganas. El auto en las últimas vueltas empezó a patinar mucho. Creo que tuvimos una buena puesta a punto. Se avanzó más de lo que creía. Pero él estuvo un poco más sólido en las últimas vueltas”.



Turismo Pista: Boni, sin el 2

Ayrton Boni (Fiat Palio) abandonó en la final de la Clase 2 del Turismo Pista y finalizó 4º en el campeonato, cerrando su mejor actuación en tres temporadas.

El pilarense encaró la última fecha, que se realizó en el Autódromo “Roberto Mouras” de La Plata, con posibilidades de llevarse el subcampeonato.

Además, tras la anticipada consagración de Maximiliano Cáceres (Fiat Uno), Boni podía redondear el 1-2 del Pilar Racing Team, pero el abandono lo dejó en el 4º puesto del certamen.

Alberto Jaime (VW Gol), en tanto, desertó en la final de la Clase 3 y culminó el torneo en la 8ª colocación.

Comentarios