El Ferrocarril San Martín y el paso del primer tren por la estación

La primera formación llegó un domingo 25 de marzo de 1888. La de Pilar era una de las pocas estaciones con las que contaba todo el recorrido. Las restantes eran Palermo, Caseros y Muñiz.
domingo, 30 de octubre de 2011 · 00:00

 

Mapa de la red ferroviaria en 1880 (vista de la zona central únicamente). Fue publicado en el número extraordinario del diario La Nación del 25/5/1910, en su página 133. La imagen fue obtenida del libro “Los Ferrocarriles en la Argentina 1857-1910”, editado por la Fundación Museo Ferroviario.

 

 

por Daniel Castro danielcastro@telviso.com.ar

 

Como hijo de trabajador ferroviario, añoro los años de viajar en tren de Retiro a San Juan. Con la esperanza de que algún día vuelvan esos trayectos, mucho se ha escrito sobre estaciones y trenes.

Comenzamos con un libro muy interesante titulado “Capellanía de Santos Lugares Historia de las Tierras, Pueblos y Ferrocarriles”, de Luis Enrique Comandi, Edición 1969. En su página 66 dice: “Tengamos presente que la construcción del Ferrocarril San Martín tuvo varias fases, cada una de ellas motivada por episodios y antecedentes que las caracterizan, las que iremos conociendo en particular al tratar los detalles correspondientes a cada una de ellas y que se enuncian así:

1ª Villa María-Villa Mercedes (San Luis), de 1867-1875. 2ª V. Mercedes-Mendoza-San Juan (F.C. Andino), de 1879-1885. 3ª Mercedes (Bs As) – Villa Mercedes (San Luis) de 1874-1886. 4ª Mercedes-Buenos Aires de 1886-1888.

Haremos un resumen de la construcción de la cuarta etapa. En el año 1886 se registra la presentación de una nota de Juan E. Clark, fechada el 31 de mayo, acompañando los planos relativos a la construcción del trecho de vía Buenos Aires-Mercedes y para los que solicita la aprobación oficial correspondiente.

Roca, en su decreto del 19 de junio del mismo año, hace conocer la conformidad solicitada para vías y terraplenes y fija condiciones. El empalme propuesto será hecho en la línea del ferrocarril a Rosario antes de alcanzar el arroyo Maldonado, o sea a la altura del parque Tres de Febrero.”

En página 92 Comandi, dice: A fines de 1887 la empresa Ferrocarril Pacífico expone al ministro Wilde, hallarse en condiciones para abrir al tráfico público la sección entre la Capital y la estación Pilar, recabando además el concurso del ingeniero de gobierno para practicar la pertinente inspección.

ésta fue cumplida por el Ing. Don Carmelo G. Pardo, quien en su informe de febrero de 1888, señala que las obras están terminadas en su mayor parte y que las estaciones están dotadas de los edificios según su clase y que lo estipula el pliego de condiciones. Denuncia el cambio de nombre de dos estaciones, pues a la Terminal en lugar de Buenos Aires se la nombra Palermo y, a la de Bella Vista se la reconoce con la denominación de Muñiz. Solamente están alambradas las estaciones y la vía carece de chapas indicando su progresiva kilométrica. Para las pruebas de resistencia de los puentes se han empleado dos locomotoras acopladas: las denominadas Caseros y San Juan.

Las estaciones construidas son: Palermo, Caseros, Muñiz y Pilar. La inspección de la sección correspondiente al trecho Pilar-Mercedes, fue realizada por el ingeniero Emilio Limandoux, quien sólo se refiere a las condiciones de la vía.

Por medio del decreto del 17 de marzo de 1888, el Ferrocarril Pacifico queda autorizado para abrir al servicio público la nueva sección, a contar desde el 20 de marzo.

El diario La Nación del 24 de marzo de 1888, publica un aviso del ferrocarril, el que advierte al público el funcionamiento de la línea a Mercedes, y que el domingo 25 de marzo empezarían a correr trenes de pasajeros para Mercedes desde la estación Central y desde el domingo 1 de abril se iniciarán los servicios de trenes de pasajeros directos para las estaciones de la línea del Pacífico, Gran Oeste Argentino y Andino, saliendo todos los trenes desde la misma estación central.

Termina el aviso indicando que todos los datos relativos al transporte podrán obtenerse en la administración Mercedes (Buenos Aires), del jefe de Tráfico de la estación Palermo, de las oficinas de la Compañía, calle Piedad 343 y en todas las estaciones. La estación Central estaba situada sobre la avenida Leandro N. Alem, frente a la Casa de Gobierno. Fue destruida por incendio en 1897, debiéndose utilizar la estación Retiro del Ferrocarril Norte y después la del Ferrocarril Buenos Aires y Rosario, conectándose al Pacifico por el empalme denominado Gallo.

La inauguración de la Estación Pilar fue durante el mandato como presidente de la Nación de Miguel Ángel Juárez Celman y como gobernador de la Provincia de Buenos Aires, Máximo Paz.

La página oficial de la Comisión Nacional de Regulación del Transporte, www.cnrt.gov.ar, dice: En 1870 ya había 722 kms. de vías. El ferrocarril que comunicaba Buenos Aires con el Pacífico y el ferrocarril del Oeste llegaron al pie de los Andes: San Rafael, Mendoza y San Juan.

Una verdadera ‘fiebre ferroviaria’ se preparaba a comienzos de la década de 1870. Entre 1870 y 1914 se construyó la mayor parte de la red ferroviaria argentina con capital inglés, francés y argentino. Esta red llegó a ocupar el décimo puesto en el mundo, con cerca de 47.000 kilómetros hacia fines de la Segunda Guerra Mundial.

Siguiendo una tendencia preponderante en esos tiempos, poco después de la conclusión de ese conflicto bélico, al igual que en otros países latinoamericanos, se produce en 1946 el proceso de nacionalización del sistema ferroviario argentino. Las diversas partes del sistema (unas 15 empresas ferroviarias por ese entonces) fueron reagrupadas en 6 líneas, cada una de las cuales proveía servicios de carga, de pasajeros interurbanos y de pasajeros de la Región Metropolitana de Buenos Aires (líneas Mitre, Roca, San Martín, Urquiza, Sarmiento y Belgrano).

En 1958 comienza un período que puede llamarse de “regresión”. En efecto, políticas a favor del desarrollo de la red caminera (transporte por carretera) desarrollaron planes de clausura y levantamiento de vías; así, en 1980, la red ferroviaria era de 34.113 km, mientras que en 1976 contaba con 41.463 kilómetros. 

Han pasado más de 123 años del paso del tren por la Estación Pilar en el ferrocarril San Martín, pero en nuestra ciudad existen varias líneas de ferrocarriles, la línea Urquiza con una Estación Pilar, que se inauguró en abril de 1888, pero eso ya es otra historia.

 

Estación Pilar

El historiador Enrique Udaondo es autor del “Significado de la Nomenclatura de las estaciones ferroviarias de la República Argentina”, Edición 1942. Contiene más de tres mil nombres de estaciones. En su página 281 sobre la Estación Pilar dice: Los ferrocarriles de Buenos Aires al Pacifico y Central de Buenos Aires tienen sus respectivas estaciones en el pueblo cabecera del Partido del mismo nombre, en la Provincia de Buenos Aires. El pueblo de la Guardia del Pilar data de 1772 y está vinculado a muchos pasajes de nuestra historia. En 1818, el P. Castañeda fue el iniciador del traslado de la población para salvarla de las inundaciones del río y fue entonces cuando halló la cochinilla en los tunales del partido. En 1820 se firmó el Tratado del Pilar entre los gobernadores Sarratea, López y Ramírez. El nombre se debe a Nuestra Señora del Pilar, patrona del pueblo.

 

Comentarios