España reivindicó la gastronomía indígena latinoamericana y reconoció que es “más sustentable”

El capital cultural gastronómico de Latinoamérica fue reconocido este miércoles en el festival Celebremos Iberoamérica (CIB Fest 2022), que se desarrolla esta semana en Madrid, y puesto como ejemplo de una relación más sostenible con la naturaleza.
lunes, 26 de septiembre de 2022 · 09:07

Se trata de la segunda edición de este festival, impulsado por la Organización de Estados Iberoamericanos (OEI) en colaboración con embajadas, Casa de América y el Ayuntamiento de Madrid, el cual incorporó el eje gastronómico a su programa cultural por ser “una de las dimensiones más relevantes en la vida de las personas” .

Participó una de las mayores defensoras de los indígenas de Paraguay, la etnogastrónoma Graciela Agüero, quien denostó las políticas discriminatorias hacia esas comunidades, a las que se expulsa de sus tierras o se les prohíbe cazar para alimentarse, e hizo un alegato a favor de sus conocimientos sobre los cultivos, las propiedades de los alimentos y la naturaleza en general, que deberían “servir de enseñanza y no ser ignorados”.

“Debemos respetar y mirar hacia nuestros ancestros por su gran cultura de respeto a la naturaleza”, indicó la autora de “Poytáva. Origen y evolución de la gastronomía paraguaya”, al medio español Efe. En su libro recopila en castellano y guaraní buena parte de ese patrimonio culinario histórico.

 

¿Por qué es importante este reconocimiento?

Por dar un ejemplo, el cocinero ecuatoriano Miguel Xavier Monar, quien dirige el restorán de cocina ancestral hispanoamericana “La Fontana Gastro” -en Madrid-, sustituyó el papel de aluminio y el film por hojas, las que utilizaban antaño para cocinar o transportar alimentos, lo que le permite aportar sabores y aromas y reducir residuos contaminantes.

“Lo importante es rescatar esas técnicas de cocina para hacer platos actuales”, explicó, para después criticar el “daño” que las “modas gastronómicas” infligen al mundo: “El precio de la quinua y la chía se ha disparado y quienes las cultivan ya no pueden comerlas”.

Tal vez esto sirva de precedente para que España también reconozca otros preciados saberes que arrebató a los pueblos originarios de la Abya Yala (nombre de América antes de la colonización) antes de occidentalizarlos. Además, servir de ejemplo también para nuestras naciones para reconocer la importancia cultural de las culturas que, a pesar de todo, siguen conviviendo con nosotros en territorio.

Comentarios