Cruzada solidaria por las comunidades del Impenetrable chaqueño

Lidia Aguilar empezó a brindar asistencia humanitaria y sanitaria tres años atrás. Y el 25 de septiembre viaja por décima vez. El 16 hay un evento benéfico en Derqui.
viernes, 31 de agosto de 2018 · 12:37

Lidia Rosa Aguilar es una enfermera formoseña que hace ya varios años se radicó en Presidente Derqui donde, tres años atrás, fundó la ONG Enfermeros Solidarios de Pilar con la cual viaja al Impenetrable chaqueño para brindar asistencia humanitaria y sanitaria.

El próximo 25 de septiembre, junto a dos colegas, viajará por décima vez. Allí se instalarán cuatro días para ayudar a las comunidades Wichi, Toba y Mocoví, entre otras.

Pero para ello necesita reunir donaciones. Agua potable, alimentos no perecederos y medicamentos se cuentan entre lo más requerido y, por esto, organizó un evento benéfico que tendrá lugar el próximo 16 de septiembre en la plaza Teófilo Tolosa.

En diálogo con El Diario, explicó que será un festival de música con buffet y allí se podrá acercar todo tipo de ayuda.

“Hacemos todo a pulmón y necesitamos de la ayuda de la gente. Todo lo que se va juntando lo reúno en mi domicilio y después lo llevan hasta Castelli, en la entrada del Impenetrable, donde nos espera gente del pueblo para llevarnos hasta el monte, donde están las comunidades, a unos 450 kilómetros de distancia”, reveló.

El trabajo que hace es digno de admiración pero no es para cualquiera. Además de un corazón enorme, requiere de mucha entereza emocional porque la realidad que viven estas comunidades es lamentable y, sobre todo, injusta.

Así lo contó la mujer que aseguró: “Están olvidados, para ellos no existen los derechos humanos. Cuando cuento estas cosas no puedo evitar quebrarme pero ahí no podés, ahí tenés que aguantar las emociones porque si no se hace imposible seguir. Es una situación muy triste la que les toca vivir”.

Pobreza extrema, desnutrición, desamparo. Grandes y chicos que pasan días enteros sin beber ni comer nada y que no tienen siquiera las necesidades mínimas cubiertas. Ese es el desgarrador escenario que allí se vive.  

Y, aunque Lidia y sus dos compañeras son profesionales de la salud, cualquiera, sin importar su profesión o capacitación, puede sumarse a la iniciativa, porque lo importante es “conseguir manos solidarias”. De hecho, junto a ellas van otras dos personas, y el cupo está abierto para todo aquel que quiera ir, siempre sabiendo que los gastos de traslados corren por cuenta de cada asistente.

Labor

“En lo sanitario entre las tareas que hacemos está vacunar a los perros, siempre que nos donen vacunas, porque son vectores de muchas enfermedades y no tienen el cuidado que existe acá. Además, asistimos a los chicos por infecciones y estamos autorizadas para medicar aunque si vemos que se trata de algo complejo, gestionamos el traslado al pueblo más cercano”, declaró Lidia, que dos años atrás debió asistir a una persona que llegó a agusanarse por una infección no tratada en la cabeza.

 “Es importante que la gente se sume. Todos estamos pasando una situación difícil pero allá están desamparados, no tienen nada. Hay nenes que hacen hasta 8 kilómetros hasta las escuelitas de los parajes porque solo de esa manera garantizan un plato de comida al día. Soy formoseña y sé lo que es tener necesidades, pero cuando conocí el Impenetrable y vi cómo viven, me desbordó. Ahí supe que tenía una misión con esta gente”, cerró.

Contacto

Los que quieran colaborar pueden comunicarse con Lidia al (011)-15-6523-9588 o por Facebook al grupo Enfermeros Solidarios de Pilar o escribiendo a su cuenta personal, Lidia Rosa Aguilar.

 

 

Galería de fotos

40%
Satisfacción
60%
Esperanza
0%
Bronca
0%
Tristeza
0%
Incertidumbre
0%
Indiferencia

Comentarios