Vóley

El señor de los ascensos

Ariel Verón logró el título metropolitano con el equipo femenino de Derqui, repitiendo lo hecho con los varones en 2019. “En el 2022 apuntamos a Tercera. Siempre miramos arriba, total para bajar hay tiempo”, tiró el entrenador.
miércoles, 29 de diciembre de 2021 · 19:47

POR WALTER CRICRÍ

w.cricri@pilaradiario.com

Presidente Derqui sumó este año el segundo ascenso consecutivo del vóley dentro de la Federación Metropolitana (FMV) con un denominador común: Ariel Verón como entrenador.

Esta vez fue el equipo mayor femenino que obtuvo el título en Quinta División para llegar a Cuarta en 2022. Hace 2 años, el hito fue de los varones del Rojinegro, que pasaron de Tercera a Segunda.

En sus comienzos guio al conjunto masculino del Instituto Inmaculada Concepción de Alberti hasta el Nivel B en la FMV y en Cooperativa de Tortuguitas llegó a la Liga Nacional A1.

El señor de los ascensos en el vóley no detiene su ambición. “Nos juntamos con los dirigentes y quieren apostar a seguir ascendiendo. Ese es el objetivo más grande, ascender a Tercera en el 2022”, confió Verón en charla con El Diario.

“Siempre apuntamos arriba, total para bajar hay tiempo”, deja su frase de cabecera como estandarte para apuntalar su trabajo.

Además, el proyecto femenino apunta a “potenciar las inferiores para que vayan siendo parte del plantel de Primera. Hay jugadoras de mucha proyección y espero que se queden en el club”.

“Porque una vez que se muestran, las empiezan a llamar de los clubes de A. Siempre es una tentación para el jugador y uno no le puede decir que se queden. Depende de las chicas que sigan creyendo en el proyecto para buscar el ascenso”, subrayó el entrenador.

El secreto

Consultado por el equipo femenino que fue campeón invicto y logró el ascenso en Quinta, Ariel señaló que todo arrancó en septiembre de 2020, cuando el gran tema era poder entrenar.

“El objetivo lo habían puesto las chicas antes de la pandemia. Les hice escribir el objetivo personal y de equipo. Las chicas querían ascender y se logró cuando la pandemia nos dejó jugar”, destacó.

“El plantel estaba convencido que iba ascender y las jugadoras venían a entrenar con la idea fija de mejorar lo que salía mal en los partidos”, subrayó.

-¿Nunca sintieron la presión de ir por el ascenso?

- Nunca sentimos presión, era más un desafío. Al ser tan diferentes las edades de las chicas, para las más grandes era como un cierre de su carrera y las más chicas para mostrarse en una categoría superior. Se amalgamó todo y salió un buen equipo.

-¿Qué virtudes destacó a este equipo?

- Teníamos más poder de ataque que el resto, ese fue uno de los puntos fuertes. Y las jugadoras de experiencia hicieron que las pelotas claves vayan dónde tenían que ir.

-¿Sentís que es tu mejor momento como entrenador?

- Cada etapa te deja un resultado y te llevás algo bueno. Vivo el presente, así que espero que le vaya mejor al club y a mí.

Objetivos

Ariel Verón analizó los ascensos logrados con los varones y las mujeres. “El recuerdo del ascenso de los varones es que fueron 3 años de machacar sobre la cabeza de los jugadores la idea de juego. Fue buscado durante 3 años y no se nos daba”, recordó. “Las mujeres tenían el objetivo más claro. No era todo ideal, había roces, pero a la hora de entrar a la cancha todas querían ganar”, apuntó.

Inferiores

Las inferiores femeninas de Derqui consiguieron la Copa de Oro metropolitana, además del subcampeonato en Sub 19 y Sub 21. En una temporada normal hubieran ascendido a la B. “Si no están los dirigentes apoyando, el trabajo se pierde. Hay buen semillero, muchas chicas abajo que empiezan a jugar”, expresó Verón.

 

2
1
50%
Satisfacción
0%
Esperanza
0%
Bronca
0%
Tristeza
0%
Incertidumbre
50%
Indiferencia

Comentarios