El Sindicato de Químicos acordó una recomposición salarial del 15%

Será abonado de forma escalonada en marzo y abril. En los próximos días se inicia la discusión paritaria del 2022.
martes, 29 de marzo de 2022 · 10:00

Luego de intensas negociaciones que incluyeron un paro de actividades por 24 horas días atrás, la Federación de Sindicatos de Trabajadores de la Industria Química y Petroquímica de la Argentina, acordó una recomposición salarial del 15%. 

El acuerdo se verá reflejado en los salarios de marzo y abril, donde se abonará un aumento del 7,5% respectivamente. "Un logro trascendental es es que la suma fija extraordinaria de fin de año también es tenida en cuenta para aplicarle el incremento del 15% ($4654)", destacaron desde el sindicato. 

De esta manera, el incremento obtenido durante el último período paritario 2021-2022 alcanza un porcentaje del 58% sobre los básicos y la suma fija solidaria, y un porcentaje mayor sobre la suma extraordinaria de fin de año. 

"Pedimos una revisión en febrero porque entendíamos que nos quedábamos cortos", explicó Sergio González, titular del Sindicato de Personal de Empresas Químicas y Petroquímicas de Pilar, en diálogo con Materia Prima (FM Plaza 92.1).

Finalizada la discusión en torno a la paritaria del 2021, el sindicato tiene por delante arrancar las negociaciones para acordar la paritaria del año en curso. Frente a esto, González anticipó que "en las mesas chicas nuestras estaremos arrancando en estos días y estaremos mandando cartas documentos a la cámara para fines de abril, para cobrarlo con los sueldos de mayo". 

"El contexto del país esto ayuda un poquito para mantener la olla parada pero no es la solución. Necesitamos políticas para que nos dure un poquito el mango en el bolsillo", señaló el gremialista, para agregar que "nosotros como representantes de los compañeros tratamos de compensar esa situación y lo que está pasando hoy en el país".

Puesto a analizar el presente de los trabajadores y el humor social, sin vueltas, advirtió "Los trabajadores se están hinchando un poco los huevos, la clase media baja el domingo está pensando en poner el auto a punto para ir el lunes a trabajar, piensa en laburar, pagar los impuestos y no tener cuentas".

"No hay nadie que los defienda ni un cachito, ninguna medida que le haga el aguante a los muchachos. Los trabajadores dicen, dejen de meternos la mano en los bolsillos, porque nos vamos a hinchar los huevos y no se en qué termina esto", sentenció.

 

 

Comentarios