Insisten con un proyecto para que los padres paguen por sus hijos

Buscan que se responsabilicen por los disturbios que ocasionen los chicos. Una idea similar fue descartada hace más de dos años. Prometen que en los próximos días presentarán varias propuestas.
domingo, 9 de mayo de 2010 · 00:00

La medida volverá a discutirse en el Concejo con nueva conformación.

 

 

 

 

En medio de la polémica que se instaló a raíz de los reiterados robos y la ola de violencia entre estudiantes a la salida de los colegios buscan que los padres respondan ante los disturbios ocasionados por los menores.

Las medidas preventivas de corredores seguros y refuerzo de patrullajes que implementó la policía, serían sólo una de las patas para paliar una situación que en los últimos meses fue creciendo a pasos agigantados. Desde el Honorable Concejo Deliberante (HCD), la idea de responsabilizar a los padres por el comportamiento que sus hijos menores de edad tengan en la vía pública no es nueva.

De hecho la ley que regula la venta de bebidas alcohólicas, aplica multas para los padres de aquellos menores de edad que se encuentran en estado de ebriedad en la vía pública, medida que por el momento no se aplicó.

Según señalaron ediles de distintos bloques, en las próximas semanas presentarán proyectos que contemplen la posibilidad de labrar contravenciones a cargo de los padres a aquellos menores que realicen disturbios en la calle.

Un expediente similar, pero que pretendía controlar los movimientos del corredor nocturno, fue presentado a fines del 2007, por quien por ese entonces era el presidente del bloque oficialista, Carlos Olivera, pero nunca prosperó.

 

La medida

Las intenciones que tienen los ediles, que señalaron a El Diario que arman sus proyectos, incluso uno de ellos esta más avanzado y ya lo tiene en borrador, también abarcaría los desmanes que los chicos pudieran realizar a la salida de los colegios.

En ese sentido, un grupo de padres autoconvocados, en su mayoría con hijos que fueron víctimas de robos cuando salían de clases, anunciaron que el próximo viernes realizarán una marcha en la plaza 12 de Octubre para reclamar mayor accionar de las autoridades.

En tanto, en la tarde del viernes último, comenzaron a las reuniones entre policías, funcionarios, directivos y docentes, con el fin de realizar un programa de prevención para reducir el riesgo de los alumnos que entran y salen de las diversas escuelas.

En el cónclave quedó resuelta la creación de “corredores seguros”, definiendo así trayectos a cada uno de los colegios para que los niños y adolescentes tomen caminos fijos, los cuales serán recorridos por bici policías y agentes en motos.

Estos caminos serán confeccionados en forma conjunta por los directivos escolares y la policía.  El jefe de la Policía Distrital de Pilar, Ernesto Ortega, explicó durante la reunión que para demarcar los corredores “hay que confeccionar un mapa delictual, para definir lugares y horarios de acción” y agregó que “la prevención se basa en desestimar al potencial agresor de cometer el delito”.

 

 

El viernes habrá una marcha
Los últimos robos en el centro

Una de las problemáticas de la violencia en los alrededores de las escuelas son las peleas que se generan a la salida de los colegios. Los desafíos incluso son realizados a través de Internet y por medio de las distintas redes sociales.

Pero los robos sufridos por los alumnos están en la mira de los padres como la problemática más grave.

Uno de los últimos tuvo como protagonista a una alumna del Colegio Modelo. La chica salía del establecimiento en horas del mediodía. Apenas hizo unos pasos luego de dejar la escuela, en la esquina de San Martín e Hipólito Yrigoyen, fue abordada por un delincuente que, además de robarle el teléfono celular, también le sustrajo la campera y los zapatos. El hecho sucedió apenas pasadas las 12, en una zona que suele estar repleta de gente.

También un chico que estaba parado en la puerta del mismo colegio se quedó sin campera cuando un delincuente pasó corriendo y se la arrebató. Semanas atrás una alumna de la Escuela Técnica 1 había recibido cortes en las manos cuando un ladrón armado con una sevillana la asaltó para robarle el celular en la vereda del colegio, ubicado en Tucumán, entre 11 de Septiembre y Alsina.

 

Comentarios