“Tenemos que evitar el descenso”

Diego Sosa terminó el Apertura como titular en San Martín de San Juan y dejó a San Lorenzo en Promoción. “Todavía hay que mejorar, esto es muy difícil”, dijo el de Villa Rosa en La liga Radio.

miércoles, 14 de diciembre de 2011 · 00:00

 

El defensor surgido en Fénix se ganó la titularidad en San Martín de San Juan, donde estaba relegado.

 

Diego Sosa terminó el 2011 jugando como titular en San Martín de San Juan, equipo que dejó a San Lorenzo de Almagro en la Promoción y salió de esa situación, al menos hasta el reinicio de la temporada, con el Clausura del año que viene. La participación del de Villa Rosa en el equipo sanjuanino sembró muchas expectativas sobre su desempeño de cara al 2012.

Su aparición como titular indiscutido en los últimos cuatro partidos del Apertura, donde San Martín no perdió (ganó 3 y empató 1), emparejaron el balance de un certamen en el que fue relegado durante las primeras 15 fechas.

“Es una linda manera de terminar el año, sobre todo porque fue contra un rival directo con el que vamos a estar peleando el descenso”, comentó después de la victoria por 1-0 ante San Lorenzo, aunque anticipó que el Clausura será más adverso y habrá más presión.

“Igual, el campeonato que viene será muy complicado porque es cuando se dan los descensos. Pero por ahora se nos dio este triunfo y pudimos salir de ahí, que era el objetivo de todos”, expresó, en el programa La liga Radio de FM Plaza 92.1.

Relegado por el técnico durante gran parte del torneo, el ascenso de Sosa al equipo titular fue repentino. Empezó el Apertura lejos del plantel titular y con pocos partidos en el banco de suplentes, pero ganó terreno a partir de su participación en el partido de la Copa Argentina que San Martín perdió con Sarmiento de Junín.

Desde allí, fue titular el 26 de noviembre en la victoria por 3-0 ante Olimpo de la 16ª fecha y jugó hasta el cierre del certamen. “Es así, hay que aprovechar los pocos minutos que te da el técnico para tratar de demostrar y afianzarse en el puesto. Si no le damos razón para seguir siendo suplentes o afuera del plantel”, opinó Diego, que se ganó rápidamente la aprobación del público y en los foros de discusión prevalece claramente sobre Cristian Álvarez, su eventual reemplazante.

 

-¿Qué cambió en San Martín para que puedas ser titular?

- Fue en el partido contra Sarmiento de Junín por la copa, donde jugamos todos los suplentes. Me tocó entrar de titular, perdimos, pero igualmente al técnico algo le gustó. Después de ese partido me preguntó si podía jugar de lateral y ni lo dudé porque lo único que quería era estar entre los titulares.

 

-¿Creés que se adaptaron al ritmo y al juego de la Primera A?

- No, creo que todavía seguimos aprendiendo. Esto es muy difícil y en los pequeños detalles se veía que San Lorenzo estaba más rápido que nosotros. Tenemos que seguir corrigiendo cosas y tratar de conseguir nuestro objetivo que es salvarnos del descenso. Creemos que si hacemos 50 puntos estamos salvados y vamos a tener que hacer una campaña parecida a ésta.

 

-Te tocó enfrentar a delanteros importantes, ¿cómo te sentiste en lo personal?

- Uno se tiene que preparar para todo y por suerte me sentí bien cuando me tocó jugar. Aparte, en los entrenamientos tenemos jugadores importantes, de renombre, y uno se va acostumbrando al ritmo. Hay que estar preparado para lo que venga y en las prácticas uno juega pensando en eso.

 

-Se dice que el fútbol argentino está en un nivel bajo, ¿coincidís con esa afirmación?

- Lo que pasa es que hoy no hay ningún equipo fácil. Todos son rivales duros y tratan de jugar porque tienen las mismas condiciones que los demás. No es como antes, cuando estaban Boca, River y los demás grandes con los mejores jugadores y en el resto había menor nivel. Ahora cualquier equipo le hace fuerza a cualquiera y se ha emparejado todo. Los más chicos también tienen hambre de gloria y eso es lo que nos pasa a nosotros.

 

-¿Qué opinas de Boca campeón?

- Si salió campeón fue porque algo bien hizo. En definitiva, Boca fue el que mejor hizo las cosas, mantuvieron siempre el cero en su arco y los partidos que tenían que ganar los ganaron, así sacaron gran diferencia. Es cierto que los rivales se fueron cayendo, pero Boca hizo todo bien y es un justo campeón.


Comentarios