Matías se quedó sin impulso

Rossi abandonó en la primera fecha del año, luego de romper los dos motores de su nuevo equipo, el Dole Racing. Le pasó en la serie y en la final. El campeón reinante, Moriatis, se llevó los laureles.
martes, 23 de febrero de 2010 · 00:00

Rossi empezó mal la temporada del TC y espera mejorar su Chevrolet para Balcarce.

 

Matías Rossi empezó la temporada del Turismo Carretera con el pie izquierdo. En el estreno bajo la estructura del Dole Racing, el piloto de Del Viso rompió dos motores y abandonó en la 1ª fecha corrida en Mar de Ajó.

La agonía del ex bicampeón del TC 2000 arrancó bien temprano en la jornada del domingo.

Rossi, al llegar a la primera curva se encontró con aceite en la pista situación que le hizo salirse apenas de la línea, y allí perdió la 5ª ubicación con Omar Martínez (Ford), quien largó a la par de Matías.

Cuando Matías intentó por fuera en la curva dos, tuvo un roce con el entrerriano, por lo que el volante del Dole Racing cayó hasta el 8º lugar. Sin embargo, lo peor de dicho inconveniente, fue que en el leve despiste, la trompa de la Chevy Nº 13 se llenó de pasto y eso hizo que la temperatura del impulsor comenzara a elevarse.

“Se me calentó el motor porque me fui afuera cuando me toqué con el Gurí. Empezó a levantar temperatura y traté de llegar como pude. Se rompió o se está por romper”, afirmaba el piloto Vassalli Fabril.

La realidad indicó que el Dole decidió cambiar el impulsor para afrontar la final, con la penalización que ello implica. Debió retroceder hasta la última fila para ver encenderse los semáforos.

 

Fue por más. Pese a las dificultades y el pobre panorama, Matías salió a buscar la heroica, fiel a su estilo veloz y sediento de protagonismo.

El Granadero intentó rápidamente ganar lugares, y en once giros progresó hasta el 34º puesto. Pero nuevamente problemas en la temperatura del motor, por el pasto que se juntó en la ventilación, provocó la deserción de Rossi.

“Tenemos un auto con mucho potencial pero no lo pudimos aprovechar”, declaró tras el abandono. Con respecto a las nuevas medidas reglamentarias, Rossi afirmó que: “Pude trabajar bastante poco, sí hubo una diferencia en carga, sobre todo detrás, pero tenemos que seguir trabajando para mejorar en Balcarce”.

 

Comentarios