Intervención única en el país salvó la vida de un niño en el Hospital Austral

Lograron mediante un equipo el reemplazo de la actividad cardíaca y respiratoria de un chico de dos años, durante 9 días. El nene fue dado de alta en las últimas horas tras cinco meses de internación.
miércoles, 18 de mayo de 2011 · 00:00

 

Joel Medina, de dos años, llegó junto a su familia en un avión sanitario desde Paraná, Entre Ríos, al Hospital Universitario Austral (HUA) el 18 de noviembre de 2010. Sufría un problema agudo y progresivo que le producía una severa hipertensión y que había detenido su corazón dos veces.
Tal como informaron desde el Hospital, en el HUA, el niño tuvo una hemorragia pulmonar y como no lograban estabilizarlo con los recursos convencionales disponibles, los médicos de la Terapia Intensiva Pediátrica decidieron conectarlo al ECMO (Programa de Oxigenación por Membrana Extracorpórea), un equipo de alta complejidad, capaz de reemplazar la actividad respiratoria y cardiaca.
Joel estuvo conectado al ECMO 9 días y recién el viernes 10 de diciembre los médicos le aplicaron asistencia respiratoria convencional. “El caso es excepcional por la gravedad de la enfermedad y por la técnica usada para tratarla. En el país el ECMO está disponible en muy pocos centros y se aplica mayormente en ciertos cuidados posoperatorios de cirugía cardiovascular. En este caso, mantuvo con vida a Joel mientras sus pulmones se recuperaban”, afirmó el Dr. Silvio Torres, coordinador de la Unidad de Cuidados Intensivos Pediátricos del HUA. No se registra casos de este tipo en la literatura médica.

De qué se trata
El equipo consiste en un circuito externo a través del cual se bombea la sangre, se la oxigena y se la devuelve al cuerpo. Mientras el ECMO trabaja, el pulmón descansa. Tras varios meses de internación, Joel se recuperó sin secuelas, volvió a caminar y hasta a andar en triciclo.
En el mundo funcionan 145 equipos registrados de ECMO. El 75% se encuentra en los Estados Unidos. Se estima que más de 28 mil pacientes fueron tratados con esta tecnología.
En el 2010 empezó a funcionar en el Hospital Universitario Austral un equipo ECMO, tanto para patologías cardiovasculares como para problemas respiratorios.

 

Comentarios