Familiares de remisero muerto en choque cortaron 7 horas la ruta

Diego Leiva (34) fue embestido por un vehículo cuyo conductor tenía dos veces más de alcohol en sangre y quedó en libertad. Pidieron justicia. La zona de convirtió en un caos.

25 de noviembre de 2015 - 00:00

DESTRUIDO. El Corsa de la víctima.

Familiares y amigos de un remisero de 34 años fallecido en la madrugada del domingo en un accidente de tránsito, mantuvieron cortada la ruta 25, a la altura de la localidad de Villa Rosa, por unas 7 horas, en reclamo de justicia. Además, protestaron porque el conductor del auto que lo impactó, tenía alcohol en sangre en el momento del choque frontal y fue puesto en libertad a las pocas horas.
A unos 150 metros del paso a nivel de la estación de la localidad, los manifestantes quemaron gomas y ramas sobre la cinta asfáltica sin permitir el paso de ningún vehículo, lo que generó un verdadero caos de tránsito con autos, camiones y colectivos que eran desviados por calles internas.
Las alrededor de 50 personas son allegadas de Diego Leiva. El también vecino de Villa Rosa, conducía un remís Chevrolet Corsa negro cuando fue impactado de frente por un Volvo gris que era conducido por Alejo Castex, de 47 años y con domicilio en el La Pradera ubicado en la calle Caamaño al 800, de la misma localidad.
Tras el impacto, el Corsa cayó en un zanjón al costado de la ruta y Leiva perdió la vida poco después. En tanto el conductor del Volvo fue sometido a un test de alcoholemia que reveló que tenía 1,25 miligramos de alcohol en sangre, cuando el máximo permitido es de 0,50.
“Lo único que venimos a pedir es justicia por Diego”, señaló Alberto, suegro de la víctima, quien agregó: “No queremos que esta muerte quede impune. Queremos que el culpable pague por lo que hizo. Tenemos miedo que la muerte de nuestro familia quede en el olvido y no se esclarezca solo porque el automovilista que lo chocó vive en un country”.
El hombre le dijo a El Diario que la indignación creció cuando se enteraron que Castex solo permaneció unos minutos en la Comisaría de Villa Rosa, “le tomaron los datos y luego la fiscalía ordenó que se vaya libre. El ya estaba libre y el cuerpo de mi yerno aún permanecía adentro de su auto”.
El hombre detalló, además, que lograron contactarse con testigos que habrían observado el accidente y pidió por este medio que si alguien “vio algo más” que colabore.
Debido al corte de ruta, el tránsito tanto para Escobar y Pilar fue desviado por las calles internas de los barrios El Triangulito y Grosso, respectivamente. Cerca de las 18.30  el bloqueo fue levantado.
A su vez ayer a la tarde finalizó la autopsia y se entregó el cuerpo de la víctima a los familiares, quienes se disponían a efectuar el sepelio en la Sala Velatoria Municipal de Villa Rosa.
El conductor del Volvo, aún continúa libre e imputado en una causa caratulada como “homicidio culposo” con intervención de la Unidad Funcional de Instrucción Nº 4 de Pilar a cargo de Cecilia Chaieb.


“No queremos que esta muerte quede impune. Queremos que el culpable pague por lo que hizo”.
ALBERTO, SUEGRO DE LA VÍCTIMA.

Seguí leyendo

Dejá tu comentario

Te Puede Interesar