Denuncia que desde una camioneta quisieron secuestrar a su nieta

Mabel Trindade caminaba con la niña, de 9 años. Afirma que desde una Traffic blanca las apuntaron con un arma. “Me pedían a la nena”, aseguró.
jueves, 1 de diciembre de 2011 · 00:00

Como si fuera la confirmación de una especie de mito urbano que se repite hace años, una vecina del centro de Pilar denunció que personas que se movilizaban a bordo de una combi blanca la siguieron e intentaron secuestrar a su nieta. El hecho sucedió el pasado viernes y la mujer realizó la denuncia policial correspondiente.

La víctima, Mabel Trindade, relató los hechos a El Diario, comentando que “yo llevo a mis nietos a la escuela porque mi hija trabaja, pero ese día estaba sola con la nena, de 9 años. Íbamos por la calle Moreno, con dirección al colegio, y adelante mío iba una señora a unos 50 metros”.

En ese momento eran alrededor de las 12.30, y la mujer agrega que en ese instante “me dí cuenta que venía una camioneta a contramano, a nuestras espaldas, y que desde adentro me empezaban a gritar cosas. Cuando me pasan por al lado, descubrí que era una Traffic blanca”. Mabel asegura que “no les dí bolilla porque pensé que se trataba simplemente de unos desubicados. Además, yo por precaución siempre llevo a la nena del lado de la pared, agarrado de la mano”.

Sin embargo, allí no terminó todo: “Cuando veo que pasa la camioneta, al ratito la veo pasar de vuelta y vuelven a gritar. Estábamos cerca de la cortada de Alberdi cuando ya se puso casi al lado, y a mitad de cuadra había dos señores, uno de cada mano, y varias mamás que iban con sus chiquitos para la escuela”.

Mabel afirma que “entonces presté atención a lo que me gritaban, y era ‘hija de p…, entregame a la nena’. Cuando yo escucho eso, miro y veo que la camioneta ya estaba muy cerca del cordón. Ahí la agarré a la nena, desesperada, le dije ‘hay una camioneta que me parece que nos está siguiendo, vamos a tratar de apurarnos’, y caminábamos más rápido”.

A su vez, añadió que “sentimos que estaba muy cerca, y cuando me doy vuelta escucho que me grita ‘entregame a la nena o te mato’, y uno de los hombres se había bajado de la camioneta y me estaba apuntando con un arma. Como pude la agarré a mi nieta y salimos rápido para la escuela, empecé a gritar y pedir ayuda, los dos hombres que estaban en la cuadra no me ayudaron, yo creo que llegué hasta la esquina de Fermín Gamboa y no sé cómo llegué a la escuela, ayudada por unas mamás del jardín”.

Una vez a salvo y en el colegio “tuvieron que llamar a una ambulancia porque me había puesto mal, y llamaron a la policía enseguida. Por suerte, atrás del hombre que me apuntó venían otras mamás y vieron todo lo que pasó”.

La vecina indica que minutos más tarde fue a hacer la denuncia policial, “diciendo que lo que me pedían era puntualmente la nena, no me querían asaltar”. No obstante, comenta que “no pude tomar la patente, no sé si alguna mamá habrá podido. Yo ví a dos personas: al que me apuntó lo podría reconocer, pero al que manejaba no. Era un hombre de entre 30 y 40 años, morocho y de contextura normal”.

Y agrega: “Quizás él contó con que yo, al ver que me estaba apuntando, me quedara paralizada, pero hice lo contrario. Ahora no me animo mucho a andar por la calle, pido que me acompañen. Quiero que esto se sepa –añade-, para que las madres estén atentas con lo que está pasando”.

 

Comentarios