Sin mediar palabras atacó a tiros a su vecino

La víctima recibió un disparo en el hombro y otro en el abdomen. Está en el hospital. El agresor se mantiene prófugo, pero está identificado.

martes, 1 de noviembre de 2011 · 00:00

 

Un hombre fue atacado a tiros por un irascible vecino con el cuál mantenía una diferencia personal de antigua data. La víctima se encontraba comprando en un kiosco del barrio cuando el atacante lo incriminó y le descerrajó varios balazos. El herido fue conducido en una ambulancia hasta el hospital de Pilar donde quedó internado fuera de peligro. El hecho se produjo en la noche del domingo en la localidad de Luis Lagomarsino.

Fuentes policiales aseguraron que ocurrió cerca de las 22.40 de ese día. Un hombre de 42 años de edad se encontraba en un pequeño kiosco, en la intersección de las calles Australia y Sudáfrica, del barrio Santa Teresa de la mencionada localidad.

Otro vecino, con quien tenía algunas diferencias personales desde hace algún tiempo llegó hasta el lugar a comprar unas bebidas. Al verlo, comenzó a increparlo verbalmente y sin mediar justificación alguna, sacó a relucir un arma de fuego con la cual atacó a tiros a su vecino.

Según los testimonios aportados por testigos presenciales, fueron tres los disparos efectuados por el alterado agresor, dos de ellos dieron en la humanidad de la víctima: uno en el hombro izquierdo y el otro le ingresó por el abdomen con salida por la espalda.

Luego, el atacante se dio la fuga dejando mal herido a su vecino, quien fue ayudado de inmediato y en una ambulancia municipal que llegó al lugar con toda premura fue trasladado hasta el hospital Juan Cirilo Sanguinetti de Pilar.

Allí los médicos determinaron que una de las heridas la del hombro, fue de entrada y salida superficial y en cuanto a la que le ingresó por el abdomen, si bien también fue con salida por la espalda, por fortuna no afectó órganos vitales, por lo que el herido quedó momentáneamente en observación en ese centro asistencial.

En cuanto al agresor, la policía ya cuenta con su identidad, constatándose que tiene 28 años de edad y su aprehensión se concretaría en pocas horas. Intervino en este hecho la Unidad Funcional de Instrucción Nº 1 de Pilar a cargo María Inés Domínguez.

Comentarios