Los trastornos de ansiedad recrudecen durante el Mundial

Profesionales del Centro de Estudios Especializados en Trastornos de Ansiedad (CEETA) explican cómo influye la tensión ante estas situaciones.
sábado, 5 de junio de 2010 · 00:00

 

La vida del hincha. También puede sufrir trastornos de ansiedad.

 

El Mundial de Fútbol es un evento que provoca, sobretodo en nuestro país, grandes euforias y fanatismos que llevan a alcanzar altos niveles de adrenalina y nerviosismo en los simpatizantes.

Por otra parte, la adrenalina que genera tanta expectativa e incertidumbre ante los resultados de los partidos hace que aumenten los niveles de tensión y junto a éstos aumentan los niveles de ansiedad.

Según la licenciada Gabriela Martínez Castro, directora del CEETA, esta ansiedad que viven algunas personas al ver un deporte como el fútbol “Puede provocar trastornos de pánico, trastornos por ansiedad generalizada o puede generar preocupación excesiva con síntomas físicos concomitantes”.

Además, en muchos otros casos se puede dar otro cuadro como la ansiedad social o fobia social que es el temor a no ser aceptado, a ser ridiculizado o burlado por otras personas.

“El Mundial generalmente provoca que las personas se reúnan a ver los partidos y esto hace que individuos con tendencia a la timidez pueden tener temor a hacer un papelón en público como, por ejemplo, gritar excesivamente un gol o maldecir ante una situación desfavorable del partido”, explica la especialista.

A partir de una situación de este estilo el trastorno sale a la luz y puede perjudicar otras áreas de la vida, como miedo hablar en público, concurrir a eventos sociales,  presentaciones ante muchas personas, rendir examen, etc.

“Los síntomas más frecuentes son la ruborización, temblores, sudoración, taquicardia, agitación respiratoria, deseos intensos de escapar de la situación social, y hasta, en los casos más graves, ataques de pánico. Si todos estos síntomas o sensaciones se presentan, significa que estamos ante la presencia de un cuadro de ansiedad social”, explicó Martínez Castro.

 

Ansiedad Social

Hay muchas personas que tienen una predisposición a padecer trastornos de ansiedad, pero no lo saben. Esta predisposición puede darse por la simple genética o puede ser configurada en la infancia por tener padres ansiosos, nerviosos, sobreprotectores o temerosos.

Además, “hay situaciones desencadenantes donde se vive una alta tensión como por ejemplo quedar afuera de un mundial, un gol a último minuto, ganar la copa del mundo, que pueden ‘despertar’ esta tendencia y provocar trastornos de pánico, trastornos por ansiedad generalizada o preocupación excesiva”, agrega.

Estas situaciones desencadenantes pueden estimular los distintos tipos de trastornos en el momento en que se vive la tensión o no. Es decir que la persona con predisposición, que vive una situación de tensión, puede padecer los síntomas desde ese primer momento o entre los seis meses o hasta un año después del factor desencadenante.

Según su experiencia, Martínez Castro propone realizar terapias cognitivas conductuales que se caracterizan fundamentalmente porque son breves: de 6 meses a 1 año con una alta participación del paciente, con tareas para el hogar y acompañamiento del enfermo en la situación de dificultad.

       

 

Datos útiles 

El Centro de Estudios Especializados en Trastornos de Ansiedad (CEETA) está ubicado en el Edificio Concord-Sector Los Almendros-piso segundo Oficina 202. Km 50 de la ruta Panamericana ramal Pilar. Teléfono: 02322-667175.

 

 

Columnista invitado

Entre Bilardo y Menotti

por Alejandro Diorio (*) 

Argentina ya es favorita a ganar el Mundial sobre todo por las individualidades que tiene en ataque y lo bien que llega cada una al inicio del torneo. Eso va a pesar muchísimo a la hora de definir los partidos, como también va a ayudar la experiencia de los jugadores que integran en el mediocampo, fundamentalmente por la presencia de Mascherano y Verón.

Si se complementa la excelente delantera con esa dupla de volantes, seguramente se podrá nivelar el equipo y aprovechar el fabuloso reparto de delanteros. También Samuel es otra de las piezas importantes, por su experiencia es garantía de seguridad.

Hay un gran equipo, por eso la selección tiene que llegar a la final, no me la imagino con otro resultado.

En cuanto al planteo táctico de Maradona, si bien el fútbol no es mi fuerte, pienso que aún no tiene definido una forma de juego. Menotti tenía un juego basado en el toque, Bilardo más de contra, y parece que Maradona propondrá una mezcla de esos estilos clásicos. Más parecido a Bilardo porque todavía no mostró algo específico, sino un juego basado en la creatividad de los jugadores para resolver en el momento. Y con Messi tiene una pieza fundamental para eso, como Bilardo tenía con Maradona en su momento. Nadie discute la calidad de jugador que es Messi, pero en este Mundial me gustaría que se destaque Tévez por su humildad y el tipo de persona que es, pese a que soy hincha de Independiente.

De todas formas, si Messi no brilla en este Mundial todavía tiene dos campeonatos más para demostrarlo. A Maradona no le fue bien en el primero pero después se consagró como el mejor, por eso no hay que apurar a Messi. Si no es éste, será el próximo.

No obstante, los tenistas fanáticos tenemos un ojo en Roland Garros y otro en la selección, así que todavía no estoy al tanto de las últimas novedades del equipo. Además, en poco tiempo empieza Wimbledon, que es como el mundial nuestro de cada año junto a la Copa Davis, así que será un año cargado. Pero como todo deportista, y argentino, estaremos pendientes de Sudáfrica 2010.

 

(*) Tenista y director de la revista Tenis en Pilar.

 

Comentarios