Un delvisense, campeón nacional

Walter Ramírez (33) es policía, pero también se dedica al fisicoculturismo. El pasado 28 de noviembre se coronó campeón nacional. Y el próximo 16 de diciembre defenderá el título en otro certamen.

Un delvisense, campeón nacional

Comenzó en el mundo del fisicoculturismo cuando tenía 21 años, pero por un accidente en su trabajo (es policía) debió dejar esta disciplina. Hoy, Walter Ramírez (33) representa al club Unión de Del Viso en distintos certámenes de esta disciplina, dejando en lo más alto a la localidad pilarense: el pasado 28 de noviembre se coronó como Mr. Argentina, en el torneo de la Federación AFCA, y el16 de diciembre le tocará defender el título en una competición organizada por la Federación WABBA.

Toda su vida se dedicó al deporte. Practicó fútbol, taekwondo y atletismo hasta que unos amigos del gimnasio del club Unión de Del Viso, lo acercaron al fisicoculturismo, una actividad que enseguida lo atrapó. Para ese entonces tenía 21 años pero de repente, todos sus planes quedaron truncos: “cuatro años después de arrancar, sufrí un accidente trabajando, choqué en una persecución (Walter es policía en el CPP) por lo que estuve casi cinco meses sin trabajar y ahí dejé la disciplina”, explicó en diálogo con El Diario.

Pero después de un tiempo decidió volver a competir. “Estoy muy feliz por cómo me está yendo. El año pasado tuve la posibilidad de participar en el Mundial de México, pero por una cuestión de presupuesto no lo pude hacer”, contó. A pesar de ello, no baja los brazos y aspira a poder representar al país en el próximo.

Ahora, después de haber salido campeón a fines de noviembre, se prepara para defender el título obtenido en el torneo de la WABBA, un evento que tendrá lugar el 16 de diciembre. “Mi preparación consiste en tres etapas. En primer lugar está la etapa de ganar volumen, en la que se hace mucho trabajo de gimnasio con peso y se lleva una dieta muy estricta en donde se llegan a consumir 4.500 kcal por día. En segundo lugar está la etapa de afinación en donde se hacen ejercicios más aeróbicos y se pasan a consumir 2.500 kcal, para quemar la mayor cantidad de grasa posible y por último, una semana antes, empieza la etapa final de puesta a punto”, explicó Ramírez.

Tal como sucede, por ejemplo, en el boxeo, en el fisicoculturismo también se dividen las categorías de acuerdo al peso. En el caso del delvisense, que pesa 77 kilos, lo que el jurado evalúa en cada una de las competiciones es la estética. “Es como un modelaje, no se premia al que parece más grande sino que se evalúa sobre todo tener la cintura bien fina y un torso más bien grande”.

Apoyo

Walter Ramírez entrena tres veces por semana en el club Unión de Del Viso, y una cuarta en su casa. Pero sin lugar a dudas, su entrenador; Elías, uno de los coordinadores del gimnasio; su mujer y sus tres hijos son su mayor sostén y apoyo. “Creo que todos juntos somos un gran equipo”, sostuvo el efectivo del CPP que, justamente, también recibe el apoyo de sus compañeros de trabajo. “Aunque algunos me miran raro cuando me ven comer arroz con atún a las 8 de la mañana,  realmente me bancan”, concluyó entre risas.

 

“Creo que está bueno representar a un club de barrio en competencias en las que suele haber gimnasios muy importantes, sobre todo de Capital Federal”.

 

 

 

 

 

 

 

Galería de fotos
6
0

Valorar esta noticia

69% Satisfacción
15% Esperanza
0% Bronca
0% Tristeza
0% Incertidumbre
15% Indiferencia
Comentarios Libres