Primera D

Real Pilar sonrió fuera de casa

Venció 1-0 a Centro Español, en lo que fue su primer triunfo como visitante. Pastrana marcó el único tanto a los 7 de la etapa inicial.

Real Pilar sonrió fuera de casa

DESAHOGO. El saludo final de los jugadores de Real Pilar tras su primera victoria de visitante.

El Monarca se hizo fuerte fuera de casa por primera vez: Real Pilar le ganó 1-0 a Centro Español y así consiguió el primer triunfo como visitante de su corta historia, en la 6º fecha de la Primera D.

El equipo pilarense consiguió la ventaja rápidamente y luego se dedicó a cuidarla, ante un conjunto local que –si bien lo apretó en algunos pasajes del partido- nunca tuvo la claridad suficiente como para lograr el empate. Y, cuando logró llegar al arco rival, se encontró con Franco Castrogiovanni, en lo que fue una gran actuación del arquero visitante.

Apenas se estaban acomodando en la cancha de Lugano (donde Centro Español hizo de local), cuando a los 7 minutos Daniel Pastrana conectó un cabezazo que se coló por arriba del arquero Bonet.

Un dato a tener en cuenta es que el partido se jugó bajo un fuerte viento, que en la primera parte benefició al equipo de Pilar, complicándolo en el complemento. En un partido bastante trabado, la visita tuvo algunas aproximaciones en esa primera mitad que justificaron la ventaja.

 

Aguante

En el segundo tiempo, Centro Español intentó llegar con más asiduidad al arco defendido por Castrogiovanni, con Nicolás López como carta más peligrosa. Sin embargo, cada situación de riesgo fue bien resuelta por el arquero visitante, que de a poco fue convirtiéndose en figura, a partir de tres intervenciones clave.

Mientras tanto, el Monarca intentaba mantener controlado a su rival e intentar meter alguna contra, algo que sucedió muy pocas veces. El ingreso de Facundo Klass le aportó un poco más de peligro al ataque visitante, incluso el delantero (entró por Biznaghi) tuvo segundo gol en sus pies luego de una buena jugada, pero Bonet contuvo y siguió poniéndole suspenso al resultado.

El final se caracterizó por los embates de Centro Español, siempre desprolijos, sin hilvanar jugadas claras. En tiempo de descuento, un gol del local fue bien anulado por posición adelantada. Ya no había tiempo para más: con el pitazo del referí llegó el desahogo de Real Pilar, que celebró su primera gran alegría fuera de casa.

10
2

Valorar esta noticia

81% Satisfacción
18% Esperanza
0% Bronca
0% Tristeza
0% Incertidumbre
0% Indiferencia
Comentarios Libres