Ushuaia: Bien del sur

Por Esteban Eliaszevich.

Ushuaia: Bien del sur

La ciudad habitada más austral del mundo seduce por naturaleza; mar, montaña, glaciares y bosques son sus emblemas.
La urbe y alrededores, el PN Tierra del Fuego, e incluso Antártida, son parte de sus grandes encantos.

Ushuaia, única provincia trasandina Argentina, es la capital de la Provincia de Tierra del Fuego, Antártida e Islas del Atlántico Sur (Malvinas, Georgias del Sur y Sandwich del Sur).

Su nombre proviene de la lengua Yámana, hablada por estos antiguos aborígenes que poblaron la zona hace miles de años, y significa Bahía que penetra hacia el poniente.

Entretiene con paseos por la ciudad, navegaciones en el Canal del Beagle, trekkings al glaciar Martial, y al PN Tierra del Fuego, cabalgatas, y excursiones a los Lagos Fagnano y Escondido, y Antártida.

Muy buena gastronomía y servicios turísticos, junto a excelente hotelería coronan su oferta.

Destino mítico.

 

El fin del mundo

Ushuaia es excepcional. Por localización, y por todo lo que allí se expresa.

Además en esta época, en la que el sol se oculta después de la diez de la noche, su belleza se potencia.

Así lo refleja de movida su entorno, donde resaltan las corpulentas montañas de la cadena Martial, chocolatadas con cimas siempre blancas, y el Canal de Beagle, con las aguas del calmo Mar Argentino, dibujados a un lado y otro del colorido casco urbano.

Allí concentra construcciones revestidas de madera, edificaciones históricas, hoteles, negocios de souvenirs, agencias de turismo, restaurantes (centolla y cordero patagónico son la especialidad), bares, casino, y Shopping, todo en torno a su arteria principal, Avda San Martín.

Junto al mar, contenido por la Bahía de Ushuaia, despliega la costanera, el muelle turístico, y el puerto; albergue de enormes cruceros, lujosos transatlánticos, barcazas multicolores, y containers apilados por todas partes.

El contexto mágico se potencia alojándose en Los Cauquenes Resort & Spa, emplazado a orillas del Canal Beagle y a espaldas de los picos nevados de la imponente Cordillera de los Andes, que ofrece una experiencia única en hotelería de alta gama. Inmerso en un paisaje espectacular, sobresalen su arquitectura de lenga y piedra, cómodas habitaciones, spa, piscinas, una magnífica atención, y el servicio de transfer a la ciudad.

Bien asentados, es hora de conocer las atracciones turísticas que dan fama al lugar.

La primera de ellas abarca casas típicas distribuidas por el centro y la costanera, y la Cárcel de Ushuaia, hoy convertida en Museo Marítimo, construida para crear un elemento de población, y asegurar soberanía. Los ex presidiarios, pusieron mano de obra para que el pueblo contara con luz eléctrica, muelle, edificio del correo, y este tramo de la RNº3. Un instructivo sobre la historia local.

Otro paseo recomendable es ir al Glaciar Martial. Distante 7 kms del centro, los separa un camino serpenteante que deriva en la base de la Pista de Esquía Andino. Una aerosilla deposita en la estación cumbre, desde donde se va al pie del Glaciar, puede ser por un bosque o junto al río, donde se divisa Ushuaia planchada, y el Canal de Beagle expandido en el horizonte. Amerita la visita.

Estos sitios, apenas manifiestan parte de la infinita gracia de Ushuaia. Sus magníficos alrededores, la consagran.

Trae paz

Ushuaia se disfruta por los días interminables, deleitando con la gastronomía regional, con las vistas desde el hotel, y sobre todo, por su rica geografía.

La excursión marina, es una buena forma de abordarla. La típica, demanda tres horas ida y vuelta, navega las suaves aguas de la Bahía de Ushuaia y el Canal de Beagle, y permite conocer la Isla de los Pájaros, copada por Cormoranes; Isla de Los Lobos, hay colonias de lobos marinos de todos los tamaños, y el faro Les Eclaieurs, un símbolo pequeño y gigante en medio de las aguas. Lindo paseo que premia con la panorámica de la ciudad de retorno.

Otra variante son las cabalgatas. Un recorrido sale del Centro Hípico, dura dos horas y media, y lleva por senderos de ensueño.

Atraviesa el Río Pipo y bosques nativos, en el Monte Susana, y avanza sobre sedimentos de una morrena glaciaria, hasta llegar a sitios donde se capturan nuevas vistas de Ushuaia, las bahías, la cordillera, y el Canal de Beagle. Cabalgar, integra al medio ambiente.

También puede apreciarse desde el elegante Ferrocarril Austral Fueguino (FCAF), conocido como tren del fin del mundo. Transita bosques centenarios, ríos, valles, turbales, y muestra la huella dejada por los presos en su rutina diaria. Un clásico de los turistas.

A 60 kms de la ciudad, destacan los lagos Escondido y Fagnano. Hacia ellos lleva la rnº3 , rumbo al norte, pasando por el cincelado Monte Olivia, el río Olivia, el Cerro Castor, reconocido centro invernal, hasta llegar a Paso Garibald; ahí una vista inmejorable de los espejos de agua se roba la atención. A partir de allí, una pendiente en zigzag conduce a sus orillas, con playas ideales para la contemplación. Otro grato momento.

Todos los circuitos, aportan paisajes sublimes que identifican a Ushuaia. El que lo diferencia, aguarda en el Parque Nacional Tierra del Fuego.

Creado en 1960, y sito 12 kms al sudoeste de la ciudad, protege 63000 hectáreas del extremo austral de la Cordillera de los Andes.

Siendo límite con Chile, abarca desde la sierra de Beauvior, al norte del Lago Fagnano, hasta la costa del Canal de Beagle, en el sur, y está cubierto  de avifauna, mar, bahías, playas, lagos, ríos, arroyos, cerros, bosques, castoreras, y turbales, en su estado más puro.

En una era donde tanto se daña el medio ambiente, todavía quedan sitios capaces de reestablecer el equilibrio, interior y exterior.

PN Tierra Fuego, es de esos remansos.

 

Con su naturaleza extrema

El parque se goza a través de diferentes circuitos y senderos, y cada uno de ellos, trasmite armonía especial.

En auto, se consigue una visión casi total. El trayecto desnuda el Río Pipo, bosques de Lengas y Guindos, el arroyo Piloto, el arroyo Lapataia, y el Lago Roca, donde vale hacer un alto. Inmerso entre añosos árboles, y coronado por el Cerro Cóndor y sus cumbres nevadas, agrada con pequeñas playas, y la paz que emana. Retomando hacia el lado del Canal de Beagle, el Lago Roca desemboca en el Río Lapataia, donde se concentran la Laguna Verde, Laguna Negra, castoreras, y turbales, para finalizar en Bahía Lapataia, y su mirador. Aunque algo rápida, brinda buena perspectiva del refugio silvestre.

Caminar el Parque, es lo más. Hay cuatro senderos para hacer trekking; senda Pampa Alta, senda Hito XXIV, senda Cerro Guanaco, y senda Costera. Esta última, de grado medio, bordea el Canal de Beagle por unos 8kms, desde Bahía Ensenada a Bahía Lapataia, y puede hacerse en menos de cuatro horas, a ritmo tranquilo.

En su trayecto deslumbran calas y playas en torno a Bahía Ensenada, de costas pedregosas, las islas Redondo y Estorbo, un plácido mar turquesa, y bosques, tupidos con lengas, guindos y canelos. A medida que se avanza se observa avifauna, el Cerro Bellavista, bosques susurrando secretos mediante el crujir de las ramas, la Bahía Chica, picos nevados del lado chileno, para culminar en Bahía de Lapataia, un lugar que anuncia que más allá, por donde emergen aquellas nubes, todo es infinito.

Cada paso del trekking, provee un saludable encuentro con la naturaleza.

En toda su magnitud, y de la manera que se haga, el PN Tierra del Fuego es un regalo para el alma.

Sí no alcanza con lo vivido, Ushuaia facilita visitar Antártida. Puerta de entrada natural al continente Antártico, dista mil kilómetros, su puerto recibe al 90 por ciento de los barcos zarpan a dichas coordenadas. Quienes lo hagan, vía marítima o en sobrevuelos, encontrarán parajes de singular belleza y de una increíble biodiversidad, sobre todo relacionada al ambiente marítimo.

En los confines de nuestro territorio, Ushuaia revela que el fin del mundo será un Apocalipsis… a los sentidos.

Tentadora por ello, sobresale en Patagonia, y el planeta entero. Bien del sur.

 

Hoja de ruta:

Como llegar: Aéreo; Aerolíneas Argentinas (www.aerolineas.com).

Terrestre: Desde Buenos Aires son 3048 kms a través de la RN3

Donde alojarse: Los Cauquenes (www.loscauquenes.com) 

Donde comer: Chez Manu (Av. Martial 2135), Kuar (Perito Moreno 2232), El fogón gaucho (San Martín  237), El viejo marino (Maipú 227)

Excursiones: Navegaciones; Canoero catamaranes, Cabalgatas; Centro Hípico Ushuaia

(www.horseridingtierradelfuego.com.ar)

Tren del Fin del Mundo (www.trendelfindelmundo.com.ar), Lago Fagnano y Lago Escondido: Rumbo Sur (San Martín 350) (www.rumbosur.com.ar).

Antártida: Los precios de los cruceros varían según la duración del viaje, el itinerario, el tipo de embarcación y los servicios a bordo.

Agencias de viaje de Ushuaia ofrecen ocasionalmente pasajes de último minuto a la Antártida, cuando los barcos aún disponen de plazas no vendidas, con tarifas inferiores a las normales.

Galería de fotos
Comentarios Libres