Un detenido tras robo a un country

Junto a otros cómplices, ingresó a una casa de La Candela. Se llevaron televisores, computadoras y ropa. Pero la policía los persiguió. Uno quedó preso y se recuperó lo robado.

POLICIALES | 


Esta vez, el robo a una casa en un barrio cerrado terminó con uno de los delincuentes detenidos y la totalidad del botín recuperado. Es que al ser perseguidos, los delincuentes se vieron obligados a deshacerse de los elementos sustraídos. 
Según voceros policiales, todo sucedió pasadas las 21 horas del jueves en el barrio cerrado La Candela, ubicado sobre la calle Champagnat al 1.600.
Desde allí, personal de seguridad alertó al 911 que habían constatado a través de las cámaras de seguridad internas, la presencia de dos desconocidos que salían a través de un agujero del tejido perimetral, llevándose varios electrodomésticos y mochilas.
Personal policial del Comando Patrullas Pilar, del Destacamento Agustoni, de la comisaría Pilar 1ª y de la Guardia Urbana elaboró un operativo cerrojo a fin de lograr dar con los delincuentes. Mientras tanto, efectivos de la Policía Científica realizaban evaluaciones periciales.
Los ladrones habían llegado tras cortar el tejido perimetral hasta el lote Nº 87. Aprovechando que los dueños de casa no estaban, sustrajeron electrodomésticos y ropa. 
Pocos minutos después, el operativo cerrojo implementado en inmediaciones externas del barrio dio resultados: en la esquina de México y Estados Unidos, del barrio La Lomita, los uniformados avistaron a los malvivientes quienes trasladaban los elementos robados. 
Al advertir la presencia policial, arrojan los elementos y emprenden la fuga en diversas direcciones, por lo que se inicia una breve persecución logrando a unos cien metros  aprehender a uno de ellos. 
El detenido tiene 20 años edad y domicilio en Estados Unidos al 400, del barrio Agustoni. Ante testigos, presenciales, se procedió al secuestro de dos televisores LCD de 32 pulgadas; una notebook Lenovo, una tablet Apple, 2 mochilas negras conteniendo algunas prendas de vestir y calzados, todo ello sustraídos de la vivienda en cuestión. 
Del relevamiento efectuado en la citada vivienda se incautó una pinza de cortar alambre, utilizada por los malechores para cortar el tejido e ingresar al  interior. El propietario de la casa robada tiene 26 años y fue avisado del robo por lo que, una vez presente, reconoció la totalidad de los elementos recuperados como propios. 
El emprendimiento privado posee una superficie de 8 hectáreas y cuenta con un total de 168 unidades funcionales. 
En el hecho intervino la UFI Nº  4 de Pilar a cargo de Leonardo Loinsterstein, caratulando la causa como “Aprehensión por Robo por Efracción”. 

Más Noticias