Sin casco no hay combustible

Esta mañana Nicolás Ducoté presentó la campaña que obliga a los expendedores a no cargar nafta a los motociclistas que no tengan casco. La ordenanza entró en vigencia en 2015 pero recién ahora comenzará a controlarse su cumplimiento.

INFORMACION-GENERAL | 


Ya culminando los últimos actos oficiales previos a sus vacaciones, el intendente Nicolás Ducoté arribó esta mañana pasadas las 9.30 a la YPF ubicada en Av. Tratado del Pilar y Ruta 8 para presentar la campaña “Cascos”, destinada a que las estaciones de servicio no expendan combustible a aquellos motociclistas que no viajen con el casco puesto.

Aunque la ordenanza fue aprobada por el HCD en 2015, recién ahora se comenzará a controlar su cumplimiento por lo que, a partir de ahora,  las estaciones de servicio contarán con un cartel indicatorio con el lema “Sin casco no hay combustible”. En caso de que los playeros no respeten la ley, la estación de servicio será sancionada, aunque tanto el jefe comunal como la subsecretaria de Transporte Claudia Guerrero, aseguraron que el foco está puesto en “salvar vidas” y no tiene un fin recaudatorio.

“Esta medida no es contra nadie, pero vemos que muchas veces se ponen el casco en Panamericana y no se lo ponen en Pilar, como si el asfalto de la autopista fuese más duro que el de otras calles”, señaló Guerrero. Asimismo, la titular de la cartera de Transporte, aseguró que eligieron comenzar a controlar en el verano ya que “es cuando hay más motos y hace más calor, por lo que la gente usa menos el casco”.

Con la mira en “hacer de Pilar un partido más seguro desde el punto de vista de la seguridad vial”, la funcionaria destacó que la penalización será el último recurso posible porque la idea es “generar el consenso suficiente con las estaciones de servicio para no tener que poner un inspector al lado de cada surtidor para controlar que se esté cumplimentando la reglamentación”.

Por su parte, Ducoté manifestó que “todos nos portamos mejor cuando hay algún viso de control” y, además,  puso el eje en el cambio en cuanto al secuestro de motos por infracciones de tránsito. En este caso, advirtió que “no nos interesa tener dos mil motos secuestradas en la Muni, por lo que ya el año pasado bajamos la multa de $100 por día a $10 por día porque si no los motociclistas dejaban las motos ahí abandonadas”.

Por otro lado,  aseveró que “queremos tratar de ver si podemos lograr que la gente no pague solo económicamente la multa, sino también con algún tipo de trabajo voluntario” ya que el fin último de todas las medidas en materia de seguridad vial que se están implementando es “salvar vidas y cuidar a nuestra gente”.

Ley bonaerense

La medida en toda la provincia de Buenos Aires tuvo inicio en 2008. Hace más de cuatro años se hizo efectiva, pero el control y el cumplimiento se dieron de manera muy austera.

 

Más Noticias