DEUDORES. Funcionarios suman más de $300 pesos por patentes e infracciones.