Teresa vivió en Pilar más de la mitad de su vida.